dimarts, 8 de desembre de 2009

LAS HORAS DEL ALMA


LAS HORAS DEL ALMA
Ana Cabrera Vivanco
Editorial Grijalbo
1ª edición, marzo de 2009
Género: Novela
ISBN: 978-84-253-4304-9
527 Páginas
LAS HORAS DEL ALMA segunda novela de Ana Cabrera Vivanco después de publicar una biografía de Dulce María Loynaz titulada La voz del silencio

"Las horas del alma" es una novela coral que trata con sensibilidad amores imposibles,que combina lo histórico con lo legendario, generación tras generación venganzas y disputas entre clanes familiares hasta llegar después de cien años a la generación de la Cuba actual donde a través de todos estos cien años van circulando los diferentes jefes de estado cubanos ( Ramón Grau San Martín 1881,Carlos Prío Socarrás 1903,Tomás Estrada Palma 1835 ,batista , castro).,sin detenerse en análisis psicológicos de estos personajes.
Una novela de amor,donde su estructura es el clásica, la de la saga considerado ya como un género, pero aun siendo tan evidente su planteamiento, es necesario ser muy brava para escribir una novela con estos personajes que se nos hacen entrañables a lo largo de la lectura, con su prosa seca, sin apenas figuras retóricas logra una lectura ágil con un lenguaje sin fronteras con unos personajes donde los nombres de sus protagonistas (Ángela, Dara, Vicente Falcón y Águeda Monteagudo, Jorge y Sabina, Isolda y Terencio) ponen el ALMA en el relato
Al comienzo de la novela, Ana Cabrera Vivanco nos incluye un árbol genealógico de las familias Flacon y Monteagudo y es así como nos agiliza sus entrecruces de las dos sagas
A través de la voz de Angela Falcón personaje inspirado ,en Dulce María Loynaz por su carácter, va contando en Las horas del alma la historia de estas dos familias --los Falcón y los Monteagudo--habitadas en el pueblo de Río Hondo. 'Un pueblo real, pues de allí son todos los ancestros cubanos por ambas partes de la autora , De allí era su abuelo, médico, historiador y miembro de honor de la Academia de Ciencias de Cuba, allí habían echado raíces y construido sus vidas y allí también perdieron todo, fincas, casas y negocios, cuando triunfó la revolución en 1959'. Dos familias que se asemejan a la propia: los Falcón, de clase alta, como su familia materna y los Monteagudo, de origen más modesto como la familia de su padre...así en Rio Hondo va recreando la historia de cuba marcadas por el golpe de estado de Castro.
Ambas familias se ven unidas cuando Águeda, la hija de Regino Monteagudo y Pelagia Sánchez se casa con Serafín, el hijo de Rogelio Falcón y Serafina Izquierdo. Aunque Águeda en el fondo está enamorada de Vícente Falcon, el hermano de Serafín, será la decisión de Pelagia la que se imponga sobre los sentimientos de su hija tampoco hay que olvidar uno de los personajes principales en toda saga , la criada Tomasa que ve cómo crecen estas cinco generaciones
Las horas del alma es un libro que ya forma parte de la literatura cubana del siglo XXI.junto con otros nombres cubanos ya consagrados como son Teresa Dovalpage, Amir Valle,Leonardo Padura y un cada vez mas un largo etc, juntos tienen como propósito fundamental darnos a conocer esta isla tan poco conocida y tan poco entendida
Me decía un catalán que ( Cuba és més fàcil viure-la que explicar-la".)y tiene mérito Ana Cabrera Vivanco al escribir este libro de mas de 500 páginas de amor ,dolor, desengaños ,donde en la ultima parte del libro nos indica el daño que han hecho a las diferentes generaciones familiares todos los procesos políticos vividos en la isla ,aun no siendo un libro político, ella con el dominio de la técnica narrativa nos dice que en Cuba cualquier cosa que se escriba en contra del sistema es reprimida , explica así mismo, que en Cuba se obligó a decenas de miles de jóvenes a ir a campos de trabajo forzado se llamaron "Unidades Militares de ayuda a la Producción" UMAP. con condiciones totalmente infrahumanas , condiciones que vivieron muchos amigos que pasaron por estos campos de la UMAP.
Ana Cabrera Vivanco admira la literatura del llamado Realismo Mágico latinoamericano pero comparándola con los grandes de este siglo ,me acercaría mas al admirado Alejo Carpentier con lo que èl denominó " real maravillo" pues la cultura de la superstición nos la describe con menos precisión que las memorias heredadas de sus antepasados y de la vida misma ,así como el modo de reaccionar de los regimenes dictatoriales de la època sin desprenderlo de su cultura y tradiciones

Ana Cabrera Vivanco ha puesto el ALMA en este libro , una novela que transmite, seduce hasta llegar a las últimas campanadas del reloj de la abuela Pelagia ,una novela muy placentera involucrando al lector con las vivencias cotidianas de los protagonistas.
Ana ,el descubrimento de ti y de la novela "las horas del alma " es una búsqueda de la libertad y esperanza y como anécdota final leí que escribiste el manuscrito con una pluma cargada de mercromina porque no tenias ni boligrafo.

dilluns, 7 de desembre de 2009

Maratón Internacional por los Derechos Humanos


La periodista Pilar Rahola.
La periodista catalana Pilar Rahola envió hoy un mensaje de apoyo a los exiliados cubanos y al Maratón Internacional por los Derechos Humanos en la isla que se celebró este fin de semana en más de una docena de ciudades de todo el mundo.
En el mensaje recibido, Rahola, cuyo padre nació en Cuba, lamenta no haber podido asistir a la protesta que se hizo en Barcelona para mostrar su apoyo a los demócratas cubanos y confía en que haya sido "todo un éxito". Asimismo expresa su entera "solidaridad" con esta causa. Rahola es una de las periodistas y comentaristas televisivas más conocidas de Catalunya y España. Además de periodista, tuvo una época de participación política activa, como miembro de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y el Partit per la Independència (PI). Fue diputada en el parlamento español. También fue teniente de alcalde en el ayuntamiento de Barcelona.
Defiende constantemente en sus artículos (que publican periódicos como La Vanguardia, El País o Avui) la carta fundamental de los derechos humanos y se opone frontalmente a regímenes autoritarios y tiránicos como el castrista en Cuba. Asimismo, aborda especialmente el conflicto Israel-Palestina, con lo cual se ha ganado las campañas de desprestigio de la izquierda radical catalana que la tacha de sionista. Por su compromiso ha sido también amenazada de muerte.
Rahola ha dedicado varios artículos a Cuba, como también se ha manifestado sobre las políticas de Hugo Chávez en Venezuela. Al mismo tiempo, sus dardos apuntan habitualmente contra el presidente iraní, Mahmud Ajmadinehad, de quien denuncia su régimen de abusos contra las libertades individuales.

Rahola se define como una persona de izquierdas y progresista que abomina de los sectores radicales de este lado del espectro político. Pertenece a una familia de tradición republicana y antifascista. Carles Rahola es uno de los miembros de la familia de Pilar, poítico catalán que en 1939 fue el primer conendado oficial a la pena de muerte en España por sus ideas republicanas y antifranquistas.

Enlaces a artículos de Pilar Rahola sobre Cuba:
Jordi en la Cuba de las maravillas
La monarquía cubana
Cuba, triste asignatura pendiente
http://www.pilarrahola.com

dijous, 3 de desembre de 2009

El hijo de las costureras


Sinópsis de El hijo de la costurera
Una novela corta que no permite la distracción, donde la realidad mezclada con la ficción va insertandose en la vida cotidiana de la època, esta narración no conserva un estilo pero la inquietud literaria queda plasmada en estas 70 páginas en la que expresa sentimientos salidos del corazón,amores imposibles,honor, sinsabores sufridos por el protagonista y nos llevan a identificarnos con algunos personajes de la novela, conmovedora e inteligente ofreciendo además un lado trágico que bien podría ser metáfora de nuestras vidas cotidianas No corren buenos tiempos para la llamada literatura realista amagada en estos momentos por la literatura histórica sin embargo no son incompatibles un texto ficcion/realidad que nos revela lo importante y diferente que pueden ser las cosas cuando se viven

La piedra de la paciencia




Tertulia 03/11/2009
La piedra de la paciencia premio Goncourt Atiq Rahimi Kabul 1962 Traducción de Elena García-Aranda. Siruela. Madrid, 2009. 120 páginas. 14,90 euros


Aquesta tertúlia hem fet el " cim " érem tots, uns 15, inclús en Toni que feia dies que no assitia, jo ja trobava a faltar els seus comentaris, sempre amb un pes fort en aquest encontres literaris.
L´obra aquesta vegada era una novel·la premi Goncourt de l'any 2008 parlant de la desesperació , pos ,horror, odi i desig ,una novella per mi asfixiant encara que les parets de l'habitació on passa l'historia les descrigui clares ,on un home, un marit fonamentalista, estes sobre un matalàs en estat vegetatiu a conseqüència d'un tret i una bala allotjada a la nuca està en coma , al costat la seva dona orant per ell , en les seves 120 pàgines explica com aquesta dona li escup tot el que porta a dins, ella amb molta valentia trenca el silenci que l'imposa la seva religió, sols les seves oracions son el seu consol de tan en tant passa el rosari musulmà que es la metàfora crec jo del pas del temps .,
En aquest llibre entrem en el mon de la cultura musulmana radical. Les noranta nou contes del Tasbith * marquen el ritme com també els contes tradicionals perses, alguns son molt cruels No es la única que suporta la tortura fonamentalista que considera a les dones una classe inferior En la mitòloga persa " SANGUE SABUR " la pedra de la paciència, es una pedra màgica a la que un explica les seves desgracies ,els seus patiments, les seves misèries o sigui tot el que no podem confiar en els demes, es una pedra que escolta com una esponja tot el que sent fins que un dia explota i s ´allibera , la sinopsis es aquesta o sigui que el marit es alguna cosa com la pedra de la paciència.
L´Itziar va fer un comentari que jo hi podria estar d'acord,deia que un cop has acabat de llegir veus que la dona o les dones tampoc es que quedin massa be .Es un monòleg , sols pot ser un monòleg Jo em pregunto , quant arribarà el dia a Afganistan que la dona s ´alliberi de tantes i tantes creus que l'imposa la religió Un un factor capaç de canviar tot aquest mon es la cultura , llibre de denuncia a la violència , a les guerres i a la desigualtat entre sexes .
Historia que de qualsevol manera pot passar en altre part del mon en la tertúlia la Pilar va enumerar la Galícia profunda on hi ha pobresa , fanatisme religiós i tradicions ,

* Un tasbih o tambien llamado masbaha o misbaha (en árabe تصبيح, [taṣbīḥ]) es un objeto similar a un rosario , de uso tradicional entre los fieles de la religión islámica , se trata de una ristra circular de 33 ó 99 cuentas rematada por una borla . Las cuentas pueden ser de diferentes materiales (usualmente madera, marfil, perlas, huesos de frutos o simplemente plástico) y colores. . El número de sus cuentas tiene relación con la recitación de los 99 nombres de Dios pronunciada cada una de ellas 33 veces.




Próxim llibre per el dia 1/12/2009
El hombe es un gran faisan
Herta müller
Premi nobel literatura 2009
Siruela 13.90 euros 120 pàg
Traduccion del aleman juan jose del solar

dimarts, 17 de novembre de 2009

Mateu al president



"Mateu el president", de Sebastià Bennasar
En Sebastià Bennasar amb la seva novel•la Mateu el president ens porta i ens transporta a la ciutat de Barcelona amb una maniobra actualíssima encara que des del principi sabem qui és la víctima, la víctima premonitòria que l'autor ja ens diu que és el president.
Un llibre lúdic que no crec que passi desapercebut: qui fullegi les seves 157 pàgines podria pensar que el lector està davant d'una novel•la de lladres i serenos, però té l'eròtica de la novetat, on l'inspector de policia Jaume Fuster investiga els assassinats d'una manera senzilla i ingènua tot i que les morts son truculentes.
Novella compacta, comprimida i original que intercala la descripció dels carrers de Barcelona amb alguns poblets del Pirineu català.
Es difícil d'inventar en el gènere que s'en diu "noir" però en Sebastià Bennasar fa un homenatge amb un dels grans de la novel•la negra com és en Mankel utilitzant la seva filla, filla de l'inspector Jaume Fuster, per determinar quasi al final del relat qui és l'assassí d´un dels morts J.A Saez de la brigada d'informació els mossos d´esquadra
Enmig del relat intercala amb ironia a escriptors que ell creu que són crucials en la literatura contemporània com són William Faulker , Pedrolo, Joycey i Nobokov.
Una novel•la, Mateu el president que te funció terapèutica doncs com deia un psiquiatre a un pacient : no prenguis pastilles, llegeix novel•la negra -i si pot ser en català-, afegeixo jo.

Ressenya de Marta Farreras, participant en la promoció del llibre Mateu el president, de Sebastià Bennasar.

dijous, 29 d’octubre de 2009

¿Qué pequeño ciclomotor de manillar cromado en el fondo del patio?


Tertúlia literària 6 d'octubre 2009

¿Qué pequeño ciclomotor de manillar cromado en el fondo del patio?

Georges Perec

Editorial Alpha Decay ISBN: 978-84-936540-5-4

Título original: Quel petit vélo à guidon chromé au fond de la cour?
Páginas 88 Precio 13 €
Fecha de publicación: junio de 2009
Traduccion de Marisol Arbués y Hermes Salceda con la colaboración de Mercé Burrel
Aquest ¿Qué pequeño ciclomotor de manillar cromado en el fondo del patio?, que d'un bon principi no va agradar en alguns de la tertúlia desprès, al fer la segona lectura, ja va ser un altre cosa inclús divertit.
De totes maneres...
Voldria fer la síntesis de la tertúlia d'aquest llibre en castellà, però desprès de pensar m'ho decideixo fer-ho en català per que encara que faig copies per els tertulians, es mes un resum per mi.
Aquest llibre " pequeño ciclomotor (de manillar cromado) hi ha que llegir-lo a banda del tema perquè , crec jo, es un joc, un joc amb el llenguatge i en la tertúlia hem estat jugant.... Poques vegades un llibre tan petit ha donar tan de si .
M'explico
Es un personatge que no vol anar a la guerra d'independència d´Argelia (1954-1962) país que vol lliurar-se de la reprensió i colonització francesa, una guerra que promou el general " De Gol", els seus amics utilitzen diversos mètodes per inutilitzar-lo , es a la vegada propietari d'aquest petit vélo à guidon chromé au fond de la cour ,nascut a Montparnasse , barri on torna cada tarda amb el seu ciclomotor de manillar cromado per divertir-se amb els seus amics ,es un cabofurriel ( la Aranxa no sabia que era " cabofurriel)i s´el vol incapacitar.
En el primer pàrraf del llibre ja es diu que "Había un tío, lo llamaban Karamanlis, o algo así. ¿Karatoro? ¿Karavaca? ¿Karagüevo? Bueno, Karaalgo" ”,dons cada vegada es modifica el cognom: Karamanlis, Karatoro, Karafón, Karabugaz, Karalelepípedo…l´autor ja comença a jugar amb la fonètica.
JA dic, a banda de l'historia que narra en Perec ( poca gent saben que p.e l'octubre de 1961 varen morir a Paris entre 100 i 200 argelins en manifestacions a mans de la policia , que es van veure cadàvers flotant en les aigües del riu Sena .. ) experimenta amb les paraules i utilitza diferents tècniques que ens les diu al final del llibre amb un índex on també diu la pàg. i es troben les diferents formes retòriques que acabem de llegir ,un índex irònic
Un exercici d'estil a la vegada amb totes les formes de la retòrica , també en el text hi ha unes fixacions amb els onze ( mireu el numero de paraules del títol) i el numero 43 , la data del 11/02/1943 quan el pare de George Perec va morí per la pàtria ....
Es el títol del llibre un títol difícil de recordar però la seva lectura difícilment l'oblidarem es pot dir que es un curset de literatura a la vegada que es una novella antimilitarista,)
Tampoc hem d'oblidar la traducció de Marisol Arbués y Hermes Salceda amb la col-laboracin de Mercé Burrelmolt , fent els seus jocs de mans per traduir tants neologismes , anacronismes i vulgarismes d'aquest text perecnià
Pròxima tertúlia 03 novembre 2009
la piedra de la paciencia =sangue sabur
Atiq Rahimi
Siruela nuevos tiempos
Premio congourt 14.9 euros

dissabte, 17 d’octubre de 2009

sábado 17 de octubre de 2009
Séptimo día de encierro en la casa de Vladimiro Roca

Julio Beltrán Iglesias

Agencia Libre Asociadas (ALAS)

Hoy 17 de octubre, hace ya siete dias que miembros de la policía política mantienen sitiada la vivienda de Vladimiro Rocas Antúnez, en la cual se imparten cursos de comunicadores comunitarios, evitando el contacto con otros defensores de los derechos humanos, que han querido visitar la misma para solidarizarse con estas personas que se encuentran Plantadas hasta que les sea devuelta una cámara fotográfica que le fue arrebatada a uno de los comunicadores, manifestaron varios de los trece comunicadores vía telefónica.

No responderemos a las agresiones verbales, ni provocativas de los grupúsculos de personas que frente a la vivienda son paradas para tratar de ofendernos, cosa ésta que no pueden, ya que estamos exigiendo nuestros derechos a la libertad en todas sus formas…, y no somos manipulados por nadie como lo quiere hacer ver la policía…, como si son manipulados estos grupúsculos de personas que aparentemente se sienten ofendido, pero segura estoy que no saben a quien le gritan ni el motivo de nuestra presencia en este lugar…, que solo reciben órdenes; manifestaron vía telefónica varias de estas comunicadoras.

Y no claudicaremos, y a su vez responsabilizamos al gobierno cubano junto a todo ese grupo represivo por cualquier cosa que nos ocurra a nosotros o a nuestros familiares, o a las personas que intentan apoyarnos que están siendo sometidos a detenciones violentas y arbitrarias, muchas veces dejándolos en lugares lejanos y apartados de la ciudad, a merced de un accidente o asalto para robarle.

La represión desatada por la policía contra la RED Cubana de Comunicadores Comunitarios, demuestra una vez más al mundo que en Cuba son violados los derechos humanos, y está prohibida la libertad de expresión.
Publicado por Mambí (Francisco Sau Boix)
¡VIVA CUBA LIBRE!

divendres, 9 d’octubre de 2009

Pedro Páramo

tertúlia literària 8 Setembre 2009


Pedro Paramo

Juan Rulfo Editorial Anagrama 5.5 euros 122 pàgines, prólogo de Luis Izquierdo edició setembre 2007
5.5 euros 122 pagines

Aquest mes de setembre hem sigut pocs a la tertúlia però com el llibre dona de si ,hem xerrat i menjat en molt bones ganes.
Hem llegit un clàssic de la literatura mexicana contemporània del sigle XX. Pedro Páramo ,està escrita l´any 1955,traduït a molts idiomes dèiem alguns de la tertúlia, que fa uns anys era impossible no haver llegit Pedro Paramo i que ara no es novella de lectura massiva Un dels matisos també de la tertúlia va ser que aquest llibre te molta mes vigència llegit ara que el llibre de Cien años de soledad d´en Gabriel Garcia Marquez.
Es una novella dramàtica on un jove busca el seu pare que no ha conegut,una promesa que ha fet a la seva mare abans de morir La frase inicial del llibre es queda a la memòria " Vine a Comala porque me dijeron que acá vivía mi padre,un tal Pedro Paramo". Amb aquesta frase "lapidaria"pot succeir qualsevol cosa ,no diu " fui " sinó "vine" son paraules que escoltem mes que llegim ,., explica l´història de Juan Preciado que arriba a un poble perdut en la geografia mexicana on sembla que no hi hagi ningú ,Comala es el poble fictici on es desarrolla l´historia , una historia on no importa la conclusió que arribem en aquest llibre ja que ens deixarà reflexionant sobre la vida i el destí que es la mort. Un llibre ple de fantasmes i molta pena on a traves dels diferent personatges, Juan Preciado anirà veient la vida del seu pare que resultarà que es molt igual a la seva ,ferits per una pèrdua sentimental que arrossega a la ruïna al seu poble.
La seva lectura permet una interpretació també mítica, es amarga i pessimista, reflexiona sobre la vida i la memòria, es una escriptura que la seva estructura cambía de temps segons cada capítol, els fragments son desordenats , amb diferents veus i diferents protagonistes que s´alternen sense cap avis, difícil de comprendre a vegades ,torna al poble que estava habitat i desprès ens explica quant ja no hi viu ningú . Et demostra com es la corrupció i com la policia o el govern no intervenen en els pobles pobres .Un lloc on mana sols una persona " el cacique", abús de poder, submissió per tradició? Una obra de poques pàgines que il·lustra una moral, passions secrets i amors prohibits.
Quan Pedro Paramo era jove eren els temps de la revolució mexicana , homes forts, masclistes i que li agradaven les dones , feia fills a tort i a dret
Juan Rulfo va néixer a Acapulco ( Jalisco) lloc que va ser escenari de la guerra cristera (1926-1929 que havia d´influir molt en la seva obra ,histories on mils de fills no reconeguts que la guerra va compartir

Pedro Páramo, es dons una lectura estimulant,

Pròxim llibre de tertúlia

¿Qué pequeño ciclomotor de manillar cromado en el fondo del patio?, de Georges Perec. Editorial Alpha Decay. Colección Alfanhuí 13 EUROS

En ¿Qué pequeño ciclomotor de manillar cromado en el fondo del patio?, una de las últimas novelas de Georges Perec inéditas en lengua castellana, el autor nos propone dos lecturas. La primera, de corte tradicional, narra las diversas estrategias fallidas con las que un grupo de amigos trata de evitar que el protagonista sea reclutado para luchar en la Guerra de Argelia. Lectura ágil y llena de comicidad en la que el autor retrata la camaradería antimilitarista de unos personajes, ciertamente estrambóticos, que se reúnen en un bar. La segunda lectura alternativa es más experimental, un verdadero tour de force lingüístico. Un índice de figuras retóricas apunta la que se emplea en cada página, por lo que el libro se convierte en un brillante muestrario de enrevesadas licencias poéticas, desde la metonimia hasta la catacresis. El lector es libre de escoger la lectura desenfadada o la lectura experimental, o aún mejor, de disfrutar de la alternancia de ambas. Perec inédito en estado puro, de especial interés para los que ya conocen la obra de este narrador francés a quien Bolaño consideró el mejor autor de su generación.

comentaris dels tertulians quan jo demanar quorum per llegir el llibre Adelante con Perec el comentario es sugerente.em diu en Kike NO BUSQUES QUE YA LO ENCUENTRAS ....em .diu la Teresa

dimecres, 16 de setembre de 2009

http://www.firmasjamaylibertad.com/Firmas.php

Mañana van a entregar la carta por la libertad de Pánfilo a los
promotores del concierto por la paz en Cuba. Queremos incluir tantas
firmas como sea posible (ahora tenemos 1900).

http://www.firmasjamaylibertad.com/Firmas.php

Jama y Libertad solicita firmas

Hoy queremos promover la firma de la carta por todos los medios posibles. Sólo por hoy, les pedimos hacerlo una prioridad. No asuman que alguien más va a hacerlo. Tenemos algo más de 1900 firmas, pero estimamos que podemos llegar a 3000 si lo promovemos bien.

Hace una o dos horas publicamos el texto que aparece más abajo en Jama y Libertad y nuestros respectivos blogs y hemos hecho envíos masivos de este mismo mensaje por correo. Si tienen otra idea de cómo promover las firmas, no tienen que consultarla: ¡ejecútenla! No tenemos mucho tiempo.

Saludos cordiales,
Alexis Romay
***


La multiplicación de las firmas

A partir de mañana comenzamos a entregar una copia de la carta por la libertad de Pánfilo a los promotores del concierto de Juanes en La Habana. Nuestra intención no es protestar ni reclamar nada de los músicos que han tomado la decisión de promover la paz en Cuba, sino recordarles, en términos civilizados y cordiales, por qué no la hay.

Vamos a incluir todas las firmas recibidas hasta pocas horas antes de la entrega. Si no la has firmado aún, por favor ¡hazlo ahora! Y ayúdanos en los foros, en los blogs, con tus contactos y allegados. Que todo aquel que esté a favor de la liberación de Pánfilo y por la libertad de expresión en Cuba, firme hoy: http://www.firmasjamaylibertad.com/Firmas.php.

dimecres, 9 de setembre de 2009

Un dia en la vida de Ivan Densovich

19 º tertúlia 14/07/2009

Sempre es el primer dimarts de mes però la Teresa ha demanat per aplaçar-la el següent dimarts que es dia 14 de juliol


Un dia en la vida de Ivan Densovich de Solzhenitsyn.

Editorial tusquets ,“Andanzas” de Tusquets Editores 2008 preu 16 euros 224 pàg. traducció Enrique Fernández Vernet 1º edició.

Alexandr Solzhenitsyn es conegut per la seva obra Archipilago Gulag, en la que ens explica també la vida en els camps de treball russos.

Aquesta novel-la va fer furor en la dècada dels 70 i ara es una manera de tornar en el tema amb una forma de narrar lleugera i a la vegada profunda


El llibre explica un dia de la vida d´ell que et fa posar la pell de gallina , literalment es un dia en un camp de treball soviètic, condemnat per traïció, un delicte que no va cometre,va viure en un camp especial de la ciutat Ekibastuz, en Kazajistán, 6 anys ( 1950-1956)que es quan es gesta la novel-la , va ser publicada 1962 en part gracies a la denuncia del stalinisme per Nikita Kruschev.

Una novel-la que es llegeix amb molta pena per tot el que passaven els condemnats, que eren molts, en un dia en el camp de concentració, Sobreviure en un gulag en les condicions mes precàries, es la lluita que han de afrontar dia a dia els presoners .

la prosa de Solzhenitsyn es senzilla sense adjectius que sobrin ,però descriu amb subtilesa les condicions de vida d'aquest homes i les condicions duríssimes que pot aguantar el ser humà

El fi del càstig no preocupa perquè porten tan de temps que la seva preocupació es simplifica a viure amb dignitat . Tots els comentaris dels tertulians que han acabat i llegit el llibre han sigut d'elogis ,un cant molt bonic i terrible a l´integritat del home a l'immensa capacitat de seguir a la vida en les condicions mes penoses i adverses, Shukov es un exemple de com conserva la seva dignitat en petits detalls como abstenir-se de llepar el plat de l'altre o treure el gorro ceremoniosament per dinar

Dels que formen la tertúlia no tots han acabat el llibre, a la tertúlia anterior va ser la Montse que va determinar llegir-lo i no ha tingut molt èxit.Tampoc ella l´ha acabat

Es aquesta edició la primera vegada que es tradueix al castellà directament del rus , veure el pròleg que el traductor , Enrique Fernandes Vernet ens fa d´aquest llibre

Alexandr Solzhenitsyn, en el seu discurs al rebre el Nobel de Literatura en 1970,va dir que per l'escriptor contemporani «no es natural quedar-se atrás, perder la fe en el compromiso del bien, en la indivisibilidad de la verdad y sólo dar al mundo sus amargas observaciones», es per aquest compromís que , Solzhenitzyn recrea en una excel·lent narració, basada en la seva experiència, l´ indignant vida dels camps de treball forçat a Siberia de la Rússia stalinista.

Pròxim llibre Pedro Paramo de Juan Rulfo a la tornada de l'estiu el dia 8 de setembre 20 º tertúlia

Editorial anagrama

5.5 euros 122 pagines

diumenge, 6 de setembre de 2009

"SUEÑOS DE VERANO DEL GENERAL DE EJERCITO SEGUNDO SOMBRA"

El General de Ejército Segundo Sombra hace 3 meses tiene horribles pesadillas. De nada le valen las sesiones de hipnosis y electrosueños proporcionadas por los expertos psiquiatras adictos al poder de la clínica de descanso para los altos dirigentes denominada “La Gatica”. Esa lujosa villa cercana a su enorme y amurallada finca en la calle 222 (antigua posada), en el reparto “La Coronela”, cuyos psiquíatras y psicólogos le aseguran continuamente que esas pesadillas no se convertiran en realidad, que sólo son reminiscencias de su remota infancia, cuado le miraba a los ojos de los peones negros en la finca de su padre en Birán, figuras del pasado, en las más oscuros rincones de su mente. El General de Ejército Segundo Sombra tiene un pensamiento fijo, despues que sus más sesudos asesores se atrevieron a decirle, que un cubano de color, en lenguaje chabacán y tropical, había sintetizado en pocas frases todo el sufrimiento de Cuba despues de medio siglo de Revolución. Esa noche continuó con sus temible pesadillas, y a partir de ahí lo persiguen sus demonios, que lo martirizan día a día, y cuando sacia su estómago con su plato favorito las flores de calabaza, no deja de pensar en el negro curda que le está aguando la fiesta en su territorio . El General de Ejército Segundo Sombra, en su peor momento de ira macabra, se levantó una mañana de verano y ordenó a sus secuaces que encarcelaran a ese nuevo Liborio, símbolo de los desposeídos; y los esbirros encarcelaron a un humilde hijo de Cuba, pensando que así silenciarían la verdad que apremia al pueblo cubano. El General de Ejército Segundo Sombra, catalogado por muchos como un ser pragmático, a diferencia de su hermano idealista, sabe muy bien y siempre ha identificado el principal problema del pueblo cubano y el fracaso económico que ha significado la revolución fidelista, que más alla de educación y salud, sólo ha inundado a la economía de nuestro país de marabú, ineficiencia y de hambre al menudeo . El General de Ejército Segundo Sombra se despierta asfixiado en sus madrugadas, con su cósmicos ronquidos nocturnos, con pesadillas terríficas entre apneas durante el sueño, imaginando que en medio de uno de sus cortos, oscuros y vacíos discursos, casualmente e imprevisiblemente de espaldas al sol; alguien en medio de la multitud subitamente le grita:¡ AQUI LO QUE HACE FALTA ES JAMA!, y cientos, miles, y millones de voces, primero en voz baja, y despues a todo pulmón, continuan gritandole: ¡AQUI LO QUE HACE FALTA ES JAMA,… QUE ESTAMOS EN CANDELA!. texto de JCRomero

dimarts, 1 de setembre de 2009

darsi ferrer ( cubamatinal

tipos peligrosos


Cubamatinal/ Darsi Ferrer Ramírez proyecta ideas claras y profundas, tiene dotes de buen comunicador, sabe escuchar con agudeza, atesora prestigio humano, es ejecutivo y por consiguiente aglutina partidarios. Peligrosa estampa de antorcha encendida entre la hierba seca.


Por Juan Carlos Linares Balmaseda

La Habana, 30 de agosto/ Darsi suscita cualidades personales que sincronizan con las de Oscar Elías Biscet, igualmente doctor y activista de derechos humanos. Ambos irradian energía positiva. Encausan un liderazgo frente a la dialéctica segregacionista de este régimen.

De acuerdo con el raciocinio de los segregacionistas de otros tiempos y lugar la causa de Martin Luther King también carecía de fundamentos legales, de ahí que “las leyes justas se respeten y las injustas se violen”. Otra coincidencia, Ferrer y Biscet se hallan en el ostracismo (la prisión) porque violaron leyes injustas.

Biscet cumplirá el próximo diciembre, 7 años en prisión, de una condena de 25 (cuando fue arrestado tenía 37 días de haber cumplido una condena política de 3 años). En libertad, por último intentó la creación de pequeños clubes que inculcaran valores de la no violencia en desobediencia a las leyes injustas. Mientras que Ferrer pretendía un propósito cívico, el de escrutar las aspiraciones de la población. Ferrer espera juicio en el destacamento o barraca No. 18 de la prisión Valle Grande.

Con tan solo echar un vistazo al procedimiento jurídico contra Ferrer se ve de manera tangible su esencia tramposa. Lo acusan por receptación: haber puesto en su casa unas ventanas de aluminio y cristal, y de guardar dos sacos de cementos para arreglar su casa y un poco de planchuelas de metal para cercar una pequeña área del portal exterior. Ingenuo cuestionamiento: ¿Cómo serán las ventanas y los portales de nuestra cúpula segregacionista?

Biscet y Ferrer erizan a los segregacionistas. Sus valores cívicos traspasan la línea de tolerancia y penetran con la palabra en el área protegida de la censura. Ellos decidieron mirar al futuro asumiendo una actitud más seria y digna ante la vida. Los líderes latinoamericanos deberían hacer lo mismo con respecto a Cuba. ¿Qué beneficio o qué temor les impide hacerlo?

dimecres, 12 d’agost de 2009

“Apalastado por la mierda” Pedro Juan Gutiérrez

El paradigmático narrador cubano Pedro Juan Gutiérrez nos presenta el cuento “Apalastado por la mierda”, tan deliciosamente doloroso.

ENTONCES yo era un tipo perseguido por las nostalgias. Siempre lo había sido y no sabía cómo desprenderme de las nostalgias para vivir tranquilamente.

Aún no he aprendido. Y sospecho que nunca aprenderé. Pero al menos ya sé algo valioso: es imposible desprenderme de las nostalgias porque es imposible desprenderse de la memoria. Es imposible desprenderse de lo que se ha amado.

Todo eso irá siempre con uno. Uno siempre anhelará tanto rehacer lo bueno de la vida como olvidar y destruir la memoria de lo malo. Borrar las perversidades que hemos cometido, deshacer el recuerdo de las personas que nos han dañado, quitar las tristezas y las épocas de infelicidad.

Es totalmente humano, entonces, ser un nostálgico y la única solución es aprender a convivir con la nostalgia. Tal vez, para suerte nuestra, la nostalgia puede transformarse de algo depresivo y triste, en una pequeña chispa que nos dispare a lo nuevo, a entregarnos a otro amor, a otra ciudad, a otro tiempo, que tal vez sea mejor o peor, no importa, pero será distinto. Y eso es lo que todos buscamos cada día: no desperdiciar en soledad nuestra vida, encontrar a alguien, entregarnos un poco, evitar la rutina, disfrutar nuestro pedazo de la fiesta.

Yo estaba así todavía. Sacando todas esas conclusiones. La locura merodeaba y yo la eludía. Había sido demasiado en muy poco tiempo para una sola persona, y me fui un par de meses de La Habana. Viví en otra ciudad haciendo unos negocios, vendiendo un refrigerador de uso y otras cosas, y a la vez y viviendo con una muchacha loca -loca en estado puro, sin contaminaciones- que estuvo presa muchas veces y tenía el cuerpo lleno de tatuajes. El que más me gustaba era uno que tenía en la ingle izquierda. Era una flecha indicando su sexo y un rótulo que decía solamente: BAJA Y GOZA. En una nalga decía: SOY DE FELIPE, y en la otra: NANCY TE AMO. En el brazo izquierdo, con grandes letras le habían grabado: JESÚS. Y en los nudillos de los dedos tenía corazones con iniciales de algunos de sus amores.

Olga apenas tenía veintitrés años, pero había llevado una vida demasiado desenfrenada, con mucha marihuana, alcohol y sexo de todo tipo. Alguna vez tuvo sífilis pero ya la tenía bajo control. Resistí un mes con ella porque era divertido. Vivir en el cuartucho de Olga era como estar metido dentro de una película pornográfica. Y aprendí. Aprendí tanto en aquel tiempo que tal vez algún día escriba un Manual de Perversiones.

Regresé a La Habana, con dinero suficiente como para no trabajar un buen tiempo, y me encontré con Miriam aterrada: «¡Piérdete. Ya él se enteró y te está buscando para matarte!» Ella estaba amoratada y con una herida en la ceja izquierda. Al tipo lo soltaron a los tres años. No cumplió la condena de diez. Y en cuanto llegó al solar sus amigos le dijeron lo de Miriam y yo. Por poco la mata a golpes. Después se buscó un puñal de matarife y juró que no iba a parar hasta que me partiera el hígado.

Ese negro era peligroso, así que mejor me perdía del barrio de Colón hasta que se le pasara la rabia. Pero no tenía dónde meterme. Fui a casa de Ana María. Le conté mi historia y me dejó dormir allí, en el piso, unas cuantas noches, pero en realidad yo interrumpía su romance con Beatriz. En la oscuridad las escuchaba haciéndose el amor y jugando a que Beatriz era el macho, y todo eso me erotizaba mucho y me la meneaba, hasta que una noche no pude resistir y me fui con mi pinga parada y durísima hasta la cama de ellas, encendí la luz y les dije: «¡Arriba, a gozar los tres ahora!»

Beatriz se había preparado para un asalto así. Metió la mano abajo de la cama y sacó un trozo de cable eléctrico muy grueso, de esos que tienen un forro de plomo, y se me lanzó arriba como una fiera: «¡Ésta es mi jeva, maricón, a singarte al coño de tu madre!» No sabía que una mujer pudiera ser tan fuerte. Me golpeó salvajemente. Me destrozó los labios y los dientes, me partió la nariz y me dejó en el suelo, aturdido por los cablazos que me asestó en la cabeza. Medio inconsciente escuché los gritos de Ana María pidiéndole que me dejara ya. Después me arrojaron un poco de agua fría en la cara y me arrastraron hasta el pasillo del edificio. Allí me dejaron tirado y cerraron la puerta. Beatriz repetía: «Hijoputa y mal agradecido. No se puede ser bueno con nadie, Ana María, con nadie.»

Estuve abandonado allí un buen rato. No tenía fuerzas para levantarme y también me dolían las costillas y la espalda. Al fin me decidí y logré ponerme en pie. Si Beatriz aparecía de nuevo en la puerta y me veía allí aún, me atizaría de nuevo, sin compasión. Era más fuerte y más tosca que un camionero. Fui caminando por Industria y me tiré en un banco en el parque de La Fraternidad. La gente creía que yo era un borracho y me registraban los bolsillos para robarme. Cada media hora me registraba alguien, pero yo había escondido mi dinero dentro de unos libros en casa de Ana María.

Cuando amaneció fui al hospital de emergencias. Me curaron un poco. No tenía ni un centavo arriba y era muy pronto para tratar de recoger lo mío en casa de Ana María. Mejor esperaba unos días.

Ya estaba lo suficientemente apaleado, sucio, barbudo y desesperado como para pedir limosnas. Fui hasta la iglesia de La Caridad, en Salud y Campanario, me senté en los escalones de la puerta, me quedé con mi cara de hambre y desamparo, y extendí la mano. De poco sirvió. Todas las limosnas se las daban a una viejita que ya estaba allí. Tenía una imagen de San Lázaro y una cajita de cartón con un mensaje de que hacía aquello para una promesa. Cuando cerraron la iglesia, ya de noche, sólo tenía unas pocas monedas, y un hambre desesperante. Llevaba más de veinticuatro horas sin comer nada.

Pedí algo de comer en alguna casa, pero la hambruna era fuerte. Todo el mundo pasaba hambre en La Habana en 1994. Una negra vieja me dio unos pedazos de yuca y cuando me miró a los ojos me dijo:

-¿Por qué estás así? Tú eres hijo de Changó.

-Y de Ochún también.

-Sí, pero Changó es tu padre y Ochún tu madre. Rézales, hijo, y pídeles. Ellos no te van a dejar abandonado.

-Gracias, abuela.

Así estuve unos cuantos días hasta que se me quitaron los dolores. Recogí en la calle un pedazo de hierro, me lo escondí en el pantalón, debajo de la camisa, y salí para la casa de Ana María. Era media mañana y calculé que Beatriz estaría trabajando.

Toqué y me abrió Ana María. Fue a tirarme la puerta en la cara pero lo impedí con el hierro. Empujé y entré. La aparté a un lado, empezó a gritar y salió corriendo a buscar un cuchillo en el fregadero.

-Oye, Ana María, cálmate. Yo no voy a hacer nada. Voy a recoger una cosa que se me quedó y me voy.

-Aquí no se te quedó nada. ¡Vete, vete! ¡Todos los hombres son iguales, abusadores! Si Beatriz estuviera aquí te partía el pescuezo, maricón. ¡Vete!

Ya yo tenía el libro en la mano, lo abrí y allí brillaba resplandeciente mi dinero. Me lo guardé en el bolsillo y me fui. Ella se calló de repente y yo intenté desaparecer rápido. Si le daba por gritar que me agarraran, que yo le había robado, entonces sí estaba frito.
Lo primero que hice fue comprar una botella de ron. Hacía mucho tiempo que no me daba un trago. Fui a la casa de un conocido, le compré el ron. Era de contrabando, caro, pero bueno. Abrí la botella y nos dimos unos tragos. Me preguntó por qué estaba tan jodio y le conté algo. No mucho.

-¿Por qué no te pones a cuidar algún viejo, acere? Ahí al doblar hay un viejo inválido que vive solo. Tiene como ochenta años y es un tipo difícil y cascarrabias, pero con paciencia tú lo controlas. Se le murió la mujer hace un par de meses, y se va a morir de hambre y de churre. Cuélate allí con él, lo cuidas, le quitas la mugre y le buscas un poco de comida y cuando se muera te quedas con la casa. Vas a estar mejor que en la calle.

Terminamos la botella. Le compré otra y me fui a ver al viejo. Era un tipo duro. Un negro muy viejo. Destrozado pero no destruido. Vivía en San Lázaro 558, y se pasaba el día sentado silenciosamente en su silla de ruedas, asomado a la puerta, mirando el tráfico, respirando el hollín del petróleo y vendiendo cajas de cigarrillos un poco más barato que en las tiendas. Le compré una. La abrí y le brindé, pero no me aceptó. Le brindé ron y tampoco quiso. Yo tenía buen humor. Ya con un poco de dinero en el bolsillo, una botella de ron y una caja de cigarrillos el mundo empezaba a cambiar de color. Le comenté esto al viejo y estuvimos hablando un buen rato. Yo tenía media botella de ron adentro, y eso me ponía conversador y jocoso. Después de una hora y unos cuantos tragos (al fin aceptó beber conmigo), el viejo me dio una pista: había trabajado en teatro.

-¿En cuál? ¿En el Martí?

-No. En el Shangai.

-Ah, ¿y qué hacía allí? Dicen que era de mujeres encueras y eso. ¿Es verdad que lo cerraron enseguida, al principio de la Revolución?

-Sí, pero yo no trabajaba allí hacía tiempo. Yo era Supermán. Siempre había una cartelera para mí solo: «Supermán, único en el mundo, exclusivo en este teatro.» ¿Tú sabes cuánto medía mi pinga bien parada? Treinta centímetros. Yo era un fenómeno. Así me anunciaban: «Un fenómeno de la naturaleza… Supermán… treinta centímetros, doce pulgadas, un pie de Superpinga… con ustedes… ¡Supermán!»

-¿Usted solo en el escenario?

-Sí, yo solo. Salía envuelto en una capa de seda roja y azul. En el medio del escenario me paraba frente al público, abría la capa de un golpe y me quedaba en cueros, con la pinga caída. Me sentaba en una silla y al parecer miraba al público. En realidad estaba mirando a una blanca, rubia, que me ponían entre bambalinas, sobre una cama. Esa mujer me tenía loco. Se hacía una paja y cuando ya estaba caliente se le unía un blanco y comenzaba a hacer de todo. De todo. Aquello era tremendo. Pero nadie los veía. Era sólo para mí. Mirando eso se me paraba la pinga a reventar y, sin tocarla en ningún momento, me venía. Yo tenía veintipico de años y lanzaba unos chorros de leche tan potentes que llegaban al público de la primera fila y rociaba a todos los maricones.

-¿Y eso lo hacia todas las noches?

-Todas las noches. Sin fallar una. Yo ganaba buena plata, y cuando me venía con esos chorros tan largos y abría la boca y empezaba a gemir con los ojos en blanco y me levantaba de la silla como si estuviera enmariguanado, los maricones se disputaban para bañarse con mi leche como si fueran cintas de serpentina en un carnaval, entonces me lanzaban dinero al escenario y pataleaban y me gritaban: «¡Bravo, bravo, Supermán!» Ése era mi público y yo era un artista que los hacía felices. Los sábados y domingos ganaba más porque el teatro se llenaba. Llegué a ser tan famoso que iban turistas de todas partes del mundo a verme.

-¿Y por qué lo dejó?

-Porque la vida es así. A veces estás arriba y a veces estás abajo. Ya con treinta y dos años más o menos los chorros de leche empezaron a reducirse y después llegó un momento en que perdía concentración y a veces la pinga se me caía un poco y de nuevo se paraba. Muchas noches no podía venirme. Yo estaba ya medio loco porque fueron muchos años forzando el cerebro. Tomaba bicho de carey, ginseng, en la farmacia china de Zanja me preparaban un jarabe que me daba resultado, pero me ponía muy nervioso. Nadie se imaginaba lo que me costaba ganarme la vida así. Yo tenía mi mujer. Estuvimos juntos toda la vida como quien dice, desde que yo llegué a La Habana hasta que ella se murió hace unos meses. Bueno, pues nunca pude venirme con ella en esa época. Nunca tuvimos hijos. Mi mujer jamás vio mi leche en doce años. Era una santa. Ella sabía que si templábamos como Dios manda y yo me venía, por la noche no podía hacer mi número en el Shangai. Yo tenía que acumular toda mi leche de veinticuatro horas para el espectáculo de Supermán.

-Tremenda disciplina.

-O tenía esa disciplina o me moría de hambre. No era fácil buscarse la jama en esa época.

-Ahora es igual.

-Sí, al que nace para pobre, del cielo le cae la mierda.

-¿Y qué pasó después?

-Nada. Me quedé en el teatro un tiempo más, haciendo rellenos, monté un numerito con la blanca rubia y a la gente le gustaba. Nos anunciaban como «Superpinga y la Rubia de Oro, los más gozadores del mundo» Pero no era igual. Ganaba muy poco con eso. Después me fui con un circo. Hice de payaso cuidaba los leones, hacia de hombre base con los equilibristas. De todo un poco. Mi mujer era costurera cocinaba. Estuvimos muchos años en eso. En fin, la vida es del cara;¡o. Da muchas vueltas.

Nos tomamos la botella. Me dejó quedarme allí esa noche y al día siguiente le conseguí unas revistas porno. Supermán era un mirahuecos profesional. El único tipo en el mundo que se había ganado la vida mirando templar a los demás. Habíamos congeniado bien y pensé que le daría una alegría con aquellas revistas. Se puso a hojearlas.

-Están prohibidas hace treinta y cinco años. En este país por poco prohíben hasta reírse. A mí me gustaban. Y a mi mujer también. Nos gustaba hacernos pajas mirando estas blancas rubias.

-¿Ella era negra?

-Sí. Pero una negra fina. Sabía coser y bordar, y trabajó de cocinera en casa de gente rica. No era una negra cualquiera. Pero me seguía la corriente. En la cama era tan loca como yo.

-¿Y ya no te gustan estas revistas, Supermán? Quédate con ellas, te las regalo.

-No, hijo, no. ¿Ya para qué?… Mira.

Se levantó una pequeña manta que le cubría los muñones. Ya no tenía pinga ni huevos. Todo estaba amputado junto con sus extremidades inferiores. Todo cercenado hasta los mismos huesos de la cadera. Ya no quedaba nada. Una manguerita de goma salía del sitio donde estuvo la pinga y dejaba caer una gota continua de orina en una bolsa plástica que llevaba atada a la cintura.

-¿Qué le pasó?

-Azúcar alta. Se fueron gangrenando las dos piernas. Y poco a poco me las fueron amputando. Hasta los cojones. ¡Ahora sí soy un tipo descojoncido! Ja ja ja. Antes era un tipo encojonao. ¡El Supermán del Shangai! Ahora estoy jodio, pero a mí que me quiten lo bailao.

Y se reía con deseos. Nada irónico. Me llevaba bien con aquel negro duro y viejo que sabia reírse a carcajadas de sí mismo. Eso es lo que yo quiero: aprender a reírme a carcajadas de mi mismo. Siempre, aunque me corten los huevos.





Datos vitales

Pedro Juan Gutiérrez (Cuba, 1950), vendedor de helados y periódicos desde los once años. Soldador (zapador) durante casi cinco años. Instructor de natación y kayaks. Cortador de caña de azucar y obrero agrícola de 1966 a 1970. Técnico en obras de construcción, dibujante técnico. Periodista y locutor de radio y televisión. Pintor, escultor, poeta visual. Tiene varios libros de poesía publicados. Es autor de Trilogía sucia de La Habana, El rey de la Habana, Animal tropical, Nuestro G. G. en la Habana.

dijous, 6 d’agost de 2009

CUBA: UN PUEBLO DESCONOCIDO.

Por Asdrúbal Caner Camejo

Representante del PSC

en CanadáPinceladas de Cuba - Miembro de Cuba Blog

En el artículo anterior (“Aves de mal agüero: medidas difíciles y nada gratas”) hable del pueblo de Cuba, como un pueblo desconocido. Claro que no me refiero a todo el pueblo, sino a aquellos que nacieron, se criaron y se educaron bajo un sistema verdaderamente abominable de formación de niños y jóvenes, la mayoría de los cuales se desarrollaron lejos de sus familias, en instituciones creadas para esos fines perversos, de destrucción de los valores y principios sobre los cuales durante más de doscientos años, se erigieron decenas de generaciones en el seno de las familias cubanas. Son los niños institucionalizados, los llamados sin familia. Tampoco diría que son todos, pero sí una parte significativa.

Recuerdo mi estancia en Miami como el inicio de ese súbito sentimiento. El viejo exilio casi no entendía el lenguaje de los recién llegados, ni su comportamiento, ni la falta de ética frente a la hospitalidad que sus familiares les brindaban: creían que podían vivir sin trabajar, a expensas de la familia por seculo seculorum.

Esta actitud llevó a las familias del exilio, a no querer saber nada de esos nuevos “exiliados”.

Y es que, el pueblo de Cuba vive totalmente enajenado. No sabe cómo se vive en el exterior y, piensan que todos somos ricos, porque así lo ven en las películas americanas. Para ellos, los dólares los producen los árboles y, están caídos en el suelo por todas partes, como las hojas del otoño. Y piden, piden y piden cada vez más.

No tienen ni la más remota idea de que, el 98% de los exiliados, son trabajadores, que tienen que trabajar muy duro para sostenerse ellos y sus familias. Y que cuando mandan dinero, están mandando parte importante de sus ahorros para el futuro.

El exilio ha visto con ojos asombrados, como esos “muertos de hambre”, salían a comprar motos, computadoras, videos, celulares y más de 300 mil ya han pasado por los hoteles de lujo de la Habana, Varadero y otras partes del país.

¿Son realmente muertos de hambre o son una horda de vividores del esfuerzo ajeno?

Cuando los familiares del exilio van a Cuba, deseosos de ver a los suyos, les sacan hasta el último centavo, sin sonrojo ni penas. Después vendrá la parte más amarga: pagar miles de dólares de sus tarjetas de crédito, saqueadas sin escrúpulos por personas que, en realidad, no quieren a nadie, como dice la canción.

Son muy pocos los padres, madres, abuelos y hermanos del destierro, que reciben una simple tarjeta de felicitación por sus cumpleaños, o por el día de los padres o madres. No una tarjeta: una simple y sencilla carta deseando felicidades y preguntando por la salud de sus seres desterrados.

Muchos de esos familiares desterrados, que han ayudado a los que quedaron en Cuba, se han muerto prácticamente solos y en la miseria, sin recibir nada de aquellos que fueron ayudados.

Cuando uno observa con detenimiento a ese pueblo, a esas personas, uno se da cuenta de cuan desconocidos son ellos y, se pregunta… ¿A dónde fue a parar la decencia, la delicadeza, la gentileza, la educación y los sentimientos de familia, los lazos de la amistad y los principios de la educación sentimental de esas personas? ¿Que ha pasado con la vergüenza, la conducta honrada, la compasión y el orgullo del cubano?

Pero no es sólo en el campo familiar: es simplemente en todos los campos de la vida. Hay un gran desprecio por el prójimo, por su comunidad y por su sociedad.

Ese es el hombre nuevo, un lobo solitario del sálvese el que pueda. Un individuo ignorante, vulgar, inmoral y de muchas caras, todas despreciables. Eso explica que muchas madres y padres, se sientan orgullosos de que sus hijas sean “jineteras” (prostitutas), todo porque llevan a la casa el dinero de su infamia. Es la bajeza como Escudo de Armas



Cuando llegan al exilio- como los casos de Dashiell Torralba y el último de Yotuhel Montané, incluyendo a los que se dedican al narcotráfico y los fraudes al Medicare – no se adaptan a la vida honrada y de trabajo. Buscan el dinero fácil y rápido, sin sacrificios ni tardanzas. Y se convierten en miserables, ratones, que tratan de vivir de los otros. En ellos, el robo, la avaricia y la “Dolce Vita”, son pergaminos de la honra.

Como escriben los periodistas independientes, ese ser desconocido no puede ver el bienestar y la felicidad de otra persona. Trata por todos los medios, de hacerle la vida imposible. Se vive de la envidia y por la envidia, del hacer mal por hacer mal. Hay un rencor profundo contra el vecino.

Ese es el mismo individuo que va a las concentraciones “revolucionarias”, a mover las banderitas y a gritar viva Fidel, y luego sale a preparar los robos que le permitirán vivir con la otra cara. No existe la conciencia ciudadana y una cultura cívica, que los empuje a luchar a cara descubierta por sus libertades y derechos. Hay un grupo muy reducido de ese pueblo, que tiene la vergüenza, los principios y el coraje para luchar no sólo por ellos, sino por todos los cubanos. Ellos son los reales héroes de la sociedad cubana.

El sistema castrista no solamente ha creado a este bochorno de individuo, sino que le ha educado en el miedo, la obediencia y la servidumbre. Las armas para crear a semejante individuo, son el hambre, la represión, el terror, las mentiras y la más absoluta desinformación.

Un futuro democrático en Cuba, tendrá que arar con esos bueyes.
Asdrúbal Caner Camejo

Representante del PSC

en CanadáPinceladas de Cuba - Miembro de Cuba Blog

dijous, 30 de juliol de 2009

algunos juanes de Rulfo por Jorge Enrique Adoum

Algunos Juanes de Rulfo

¿Lo llamaban realmente así en Sayula y en San Gabriel no siendo aristócrata y

cuando era niño todavía?

¿Lo inscribieron con ese nombre cuando lo mandaron a la escuela de

Guadalajara?

Y al pasar lista ¿decían cada día "Juan Nepomuceno Carlos Pérez Rulfo

Vizcaíno", a lo que él respondía simplemente "Presente"?

("Me apilaron todos los nombres de mis antepasados paternos y maternos,

como si fuera el vástago de un racimo de plátanos, y aunque siento preferencia

por el verbo arracimar, me hubiera gustado un nombre más sencillo".)

O sea que El llano en llamas pudo estar firmado por Carlos Pérez y Pedro

Páramo por Nepomuceno Vizcaíno.

Pero lo cierto es que cuando en su baraja onomástica él escogió llamarse Juan

Rulfo (lo que era casi un seudónimo porque "lo de Rulfo lo tengo de María

Rulfo Navarro que se casó con mi abuelo materno")

él ignoraba -como ignora tantas cosas de sí mismo- que era el nombre que iba

a darse la literatura latinoamericana para despertar de su siesta tropical.

¿Y por qué no Juan Pérez, por ejemplo, como se llaman todos a veces

(todos quiere decir esas personas a quienes apenas les clarea el alba y ya son

hombres. Como quien dice, pegan el brinco del pecho de la madre al azadón)

o Juan sin Tierra, no por rey ni por inglés, ni porque se hubiera rebelado contra

el padre o hecho asesinar a sobrino alguno, y ni siquiera por habernos dado

una suerte de Carta Magna de las libertades de lo imaginario, sino porque no

hay tierra en su suelo ("Nací en el estado de Jalisco. Es un estado muy pobre

[...] la tierra está destruida. A grado tal que en ciertas regiones ya no hay tierra

[...]. Y esa zona tiende a desaparecer")?

O también Juan sin Nadie ("A mi padre [...] lo mataron una vez cuando huía

[...], a mi tío lo asesinaron, y a otro y a otro [...] y al abuelo lo colgaron de los

dedos gordos y los perdió [...] todos morían a los treinta y seis años") como a

quien se le siguen muriendo todos en América Latina en esta larga guerra tonta

de gobiernistas y cristeros. ("Cuando murió mi mamá me metieron en un

orfanato que parecía correccional". Y era difícil crecer sabiendo que la cosa

donde podemos agarrarnos para enraizar está muerta.)

O Juan Todos porque en el mapa oral de sus quince cuentos y de su novela

una, las voces se mezclan, se cruzan, se enredan, se confunden,

irreconocibles, colectivas,

es una población entera la que habla, cuando habla, para decirse cómo se

fueron hundiendo para adentro o cómo se les fue cayendo el alma y otras

historias igualmente agradables

que se cuentan en voz baja y acostados los que, como si fueran a hacer el

amor, van a estar mucho tiempo enterrados.

Juan Solo en medio de quienes lo admiran, lo quieren, lo rodean, lo protegen,

lo exhiben para placer de los demás, como quien comparte una alegría rara,

más bien única, con los que saben y con los que creemos que saben

(yo recuerdo una noche/ en un departamento de París -quien lo arrendaba ha

muerto-/ somos pocos los latinoamericanos/ quizás ocho, digamos once o diez/

hay algunas ¿demasiadas? parejas de franceses/ cada vez que entra una de

ellas él se levanta ["Presente"/ otra vez niño en el orfanato/ presentándose

"Juan Rulfo a sus órdenes"]

y las parejas tocándole apenas la punta de los dedos/ sin oírle el nombre/ sin

saber quién es Pedro Páramo y menos aún que ya es un mito/ sin saber quién

es Juan Rulfo y menos aún que era ya una leyenda/

porque no tiene facha de exiliado/ no es folklórico/ es atípico/ no es exótico/

por ejemplo no es cetrino/ y tiene los ojos azules y el fino cabello claro/

y sobre todo porque había whisky vino y bocadillos en la mesa/

y yo preguntándome ¿qué tal, si en la prisa que llevan como buenos franceses

invitados al abrevadero, él los hubiera detenido diciéndole a cada uno "Juan

Nepomuceno Carlos Pérez Rulfo Vizcaíno a sus órdenes"?

Pero eso es imposible en Juan Callado, ese que ha mascado ya todas las

palabras del idioma para dejar salir las que valen la pena y solo esas [porque

es "como el campesino de Jalisco... Su vocabulario es muy escueto. Casi no

habla, más bien"],

imposible en Juan Lacónico por hablado y a brazo partido por escrito ["Trataré

de defenderme del barroquismo por todos los medios a mi alcance"], Juan sin

Miedo al vacío).

Juan Ausente ("durante la construcción de una presa gigantesca [...]. Se

trataba de obtener de unas veinte comunidades indígenas que ya no cultivaran

la tierra con el sistema tradicional de quemar los montes [...]. Estuve dos años

allí. Y sabía de qué se trataba. Pero escribir un informe para mí es muy difícil.

No tengo visión de reportero. No puedo escribir sobre lo que veo, lo que

observo"),

por eso no se ve nada en su novela, es oral, se oye todo en ella: el galope del

caballo fantasma, las puertas que se cierran sobre el recién llegado, el caer de

la polilla, el bisbiseo brusco de un incesto que se lava la cara con la ternura

ajena, el gozo de la mujer deseosa suplantando a la deseada en su noche de

bodas porque la luna estaba brava, y el agua suena plas plas y otra vez plas,

en mitad de una hoja de laurel,

novela susurrada en medio del colérico vocerío latinoamericano, murmullo

subterráneo, cuento casi duro, amoroso casi, seco de lágrimas, contado al oído

en la lengua de los indios que suena como un arroyo intermitente golpeándose

contra los dientes

y en la que los adjetivos caen, como sobre una sábana de arena templada,

sobre la gente y la tierra cuarteadas por la miseria y la canícula

como la primera lluvia aliviadora en la parte de arriba del tiesto de Comala.

Juan Secreto con su pequeño misterio a voces ("Estas cosas que estoy

escribiendo ahorita ... son una serie de historias, cuentos también, y una novela

corta. Era una historia precisamente recogida en La cordillera que ya la tiré.

Pero algo se salvó de allí. Sí... Es un relato largo. Más bien una novelita, una

novela corta"),

confesándonos luego, Juan Travieso, que "eso de La cordillera son cosas que

les digo a los periodistas para que me dejen tranquilo".

(¿Habrá pensado alguna vez en la suerte que tuvo Rimbaud, cuando dejó de

ser el mocoso insolente de la poesía, porque no había periodistas, víctimas

inocentes de su oficio que les hace emplear a veces el mismo procedimiento de

las maestras de escuela y de los comisarios de policía,

y no había esos coloquios, encuentros, congresos de escritores en los que

nunca falta alguien que lo acosa, él también, con preguntas,

como si hubiera sido o fuera un becario de la sociedad o mandatario de sus

lectores que le piden cuentas acerca de lo que ha estado haciendo después de

lo que hizo?),

Juan Intacto no solo tras El llano en llamas sino incluso después de Pedro

Páramo ("Este librito no creo que tenga calidad. Son los lectores los que se la

han dado"),

Juan Integro en su silencio honrado ("Lo malo es que cuando un libro tiene

éxito de venta los editores obligan a su autor a que escriba sin que interese

mucho la calidad"),

Juan Discreto que habría podido darnos dos, tres, cuatro novelas -¿siempre la

misma, como se sabe?- antes de encontrar la única ("Yo tenía ya la idea... pero

me faltaba la clave". "Intentaba explicar..., no sugería las cosas..., explicaba por

qué razón. Y cuando noté que todos esos materiales sobraban, entonces

agarré unas tijeras y fui quitando todas las explicaciones y las cosas racionales

que había..."),

y "lo racional" sobrante eran más de trescientas páginas o sea que debió

romper, cortar, desgarrar, quemar con unas tijeras para llegar completo al fin

de su camino

como si Juan Severo hubiera decidido comenzar por el último libro y quedarse

allí, monumento a sí mismo, estatua de poesía,

Juan Lazarillo que nos conduce por la topografía del infierno -un infierno no

peor que éste, en fin de cuentas, porque en ese uno puede ser acogido por

Eduviges Dyada, o haber conocido a Doloritas, o haber quizás amado a

Susana de San Juan, o haber vengado a los pobres desmoronando el montón

de piedras que fue el final del cacique-,

o por el secreto cementerio donde las almas se encuentran, se conversan, ya

no temen recordar, siguen amando, y de cuya última página salimos con la

sensación de haber perdido algo como el paraíso, es decir el lugar natural para

vivir toda la muerte y a cuya primera página volvemos solo para imaginar que

moriremos de nuevo.

"Tuve alguna vez la teoría de que la literatura nacía en Escandinavia, en la

parte norte de Europa, y luego bajaba al centro, de donde se desplazaba a

otros sitios".

Y nosotros, ¿no tuvimos acaso la sensación, casi teoría, de que nuestra novela

nacía en Comala, en la parte norte de América Latina, y luego bajaba al centro,

de donde se desplazaba a otros sitios?

y la creaba Juan Tácito (recaudador de rentas, agente de inmigración,

empleado de publicidad, funcionario de un programa de riego para las zonas

áridas, guionista de películas comerciales, funcionario del Instituto Indigenista

porque "La cosa principal de mi vida es conseguir trabajo para sostener a mi

familia, ya que mi mujer y mis hijos tienen la costumbre de comer todos los

días",

ese que dice "Nunca tomé la literatura muy en serio como para dedicarle a ella

todo el tiempo", "Escribo cuando me viene la afición [...] como un vez me dio

por la fotografía",

sabiendo, Juan "Aficionado" -pero ¿lo sabe realmente?-, que sobre cualquier

cosa que escriba nos abalanzaremos como si nos hubiéramos quedado sin

literatura desde hace treinta años

esperando a que le venga la afición.

O estará, me digo, poniendo en práctica el consejo que hace mucho le dio a un

joven escritor para "superar su crisis de creación" (y éste creía, dice, que "era

un problema de adjetivos y gerundios"): dejar de escribir un mes o mes y medio

(pero ¿cómo se mide el tiempo en el universo de Rulfo?), comer bien, sin

exceso, acostarse y levantarse temprano,

y él ya sin necesidad de escribir porque, al revés de un personaje suyo, "lleva

andado más de lo caminado".

Ahora he vuelto una vez más a oír la lluvia que cae de sus renglones como

llueve en mi páramo distantemente ecuatoriano

y nuevamente le agradezco que haya nacido y siga existiendo como si su

existencia justificara la mía y su silencio mi pereza.

Pero hace mucho que no voy a un congreso ("Los congresos no sirven de

nada..., solo para volver a ver a los amigos"),

hace mucho que Juancito Caminador no ha venido a llamar a la puerta de París

con cigarrillos mexicanos o tequila para los sedentarios gustosos o

involuntarios

y hace diez años que no voy a México.

Quiero decir entonces que hay ganas, necesidad, urgencia* de volver a ver

pronto al Juan Grave, al Juan Torvo, al Juan Hosco de que hablan quienes lo

han mirado solo de lejos (o con el desencanto de Sara Facio y Alicia D'Amico

que en una semana jamás pudieron retratarle ni siquiera con teleobjetivo,

mientras otros se cambiaban de camisa

y de sonrisa antes de cada disparo de las fotógrafas frustradas),

ganas de verlo sonreír desde adentro y de abrazar desde arriba, desde la altura

de quien encuentra por azar al hermano pródigo o le busca para darle el

pésame por la muerte del padre,

aunque tras el humo y las palabras de la noche Juan Fugaz se nos vaya,

deslizándose, pegado a la paredes,

y dejándonos hasta la próxima vez la dolorosa impresión de que la amistad

tampoco basta

para arrancarle la costra de las dentelladas que le fue dando la vida.


Escrito por Jorge Enrique Adoum en 1985 y publicado en “Cementerio Personal”

dilluns, 20 de juliol de 2009

Un dia en la vida de Ivan Densovich

19 º tertúlia 14/07/2009

Sempre es el primer dimarts de mes però la Teresa ha demanat per aplaçar-la el següent dimarts que es dia 14 de juliol

Un dia en la vida de Ivan Densovich de Solzhenitsyn.

Editorial tusquets ,“Andanzas” de Tusquets Editores 2008 preu 16 euros 224 pàg. traducció Enrique Fernández Vernet 1º edició

El llibre explica un dia de la vida d´ell que et fa posar la pell de gallina , literalment es un dia en un camp de treball soviètic, condemnat per traïció, un delita que no va cometre,va viure en un camp especial de la ciutat Ekibastuz, en Kazajistán, 6 anys ( 1950-1956)que es quan es gesta la novel-la , va ser publicada 1962 en part gracies a la denuncia del stalinisme per nikita kruschev.

Es llegir amb molta pena per tot el que passaven els condemnats que eren molts en un dia en el camp de concentració,Sobreviure en un gulag en les condicions mes precàries, es la llita que han de afrontar dia a dia els presoners .

la prosa de Solzhenitsyn es senzilla sense adjectius que sobrin ,però descriu amb subtilesa les condicions de vida d'aquest homes i les condicions duríssimes que pot aguantar el ser humà

El fi del càstig no preocupa perquè porten tan de temps que la seva preocupació es simplifica a viure amb dignitat . Tots els comentaris dels tertulians que han acabat i llegit el llibre han sigut d'elogis un cant molt bonic i terrible a l´integritat del home a l'immensa capacitat de seguir a la vida en les condicions mes penoses i adverses, Shukov conserva la seva dignitat en petits detalls como abstenir-se de llepar el plat de l'altre o treure el gorro ceremoniosament per dinar

Dels que formen la tertúlia no tots han acabat el llibre, a la tertúlia anterior la Montse va determinar llegir-lo i no ha tingut molt èxit.

Ni ella ha pogut acabar-lo.

De totes maneres es aquesta edició la primera vegada que es tradueix al castellà directament del rus , veure el pròleg que el traductor , enique fernandes vernet

Alexandr Solzhenitsyn es conegut per la seva obra Archipilago Gulag, en la que ens explica també la vida en els camps de treball rusos.

Aquesta novel-la va fer furor en la dècada dels 70 i ara es una manera de tornar en el tema amb una forma de narrar lleugera i a la vegada profunda

Pròxim llibre Pedro Paramo de Juan Rulfo

Editorial anagrama 5.5 euros 122 pagines

Alexandr Solzhenitsyn, en el seu discurs al rebre el Nobel de Literatura en 1970,va dir que per l'escriptor contemporani «no es natural quedar-se atrás, perder la fe en el compromiso del bien, en la indivisibilidad de la verdad y sólo dar al mundo sus amargas observaciones», es per aquest compromis que , Solzhenitzyn recrea en una excelent narració, basada en la seva experiencia, l´ indignant vida dels camps de treball forçat a Siberia de la Rusia stalinista.

dijous, 16 de juliol de 2009

CUENTOS de chèjov

Tertúlia literària 02 juny 2009

Cuentos de Antón Pávlovich Chéjov:
José Muñoz Millanes Antón Pávlovich Chéjov Título original:
Editorial: Pre-Textos
Año publicació: 2007

Quan ja portem unes quantes lectures i resums de les tertúlies em trobo que encara que tinc la lectura com una passió en Chejov es un autor en majúscules i un geni
Son 60 relats on utilitza tots els personatges de la vida on riuen pateixen canten ploren ,entres a la pell dels personatges
No vaig pòquer anar a la tertúlia del dia 2 de juny però la Montse Otzet va fer un petit resum dient que La tertúlia va anar bé i a tothom li va agradar molt el llibre.
Ella ve ser l'única que esperava una mica més, no en el que fa referència a l'escriptura, que segons ella es magnífica i recrea molt bé les atmosferes i personatges, sinó a les històries. Jo com ella haig de dir que tampoc havia llegit res de Chejov sols he vist les obres de teatre .
Els protagonistes d'aquest contes sembla que el seu futur ja estigui escrit , es troben frustrats de no pòquer canviar-lo darrera de cada historia hi ha patiment però també esperança
Els relats son tristos a vegades avorrits i depressius,comencen els seus relats , de cop, no es cap moralista sembla que la seva matèria prima sigui la realitat.

la propera tertúlia però ja donem per bó que serà el dia 7 de Juliol. 19 º
Llibre: Un dia en la vida de Ivan Denísovich de Solzhenitsyn.

dimecres, 8 de juliol de 2009

carod rovira en cuba

Los nacionalistas catalanes están mejorando mucho, como demostró Josep Lluis Carod Rovira en su viaje de estos días a La Habana. Aunque no están curados del todo, claro. Carod, por ejemplo, habló en catalán en la presentación en Casa de las Américas, porque, dijo, «me parece un gesto de enorme injusticia no hacerles escuchar a ustedes cómo suena, a miles de kilómetros de distancia, la lengua catalana». También hizo un recuento de todo lo que Cuba le debería a los catalanes. ¡Tremendo! Enumeró cuántos apellidos ilustres les debemos. Olvidó mencionar que también Valeriano Weyler i Nicolau llevaba apellido catalán, pero, bueno, tampoco iba a nombrarlos a todos.

Y en qué radica mi afirmación de que están mejorando, se preguntará alguno.

Pues, en que alardean de su presunta grandeza comme d’habitude, pero, al menos en La Habana, Carod Rovira no nos echó en cara ningún agravio. De hecho, se ufanó de los 300 catalanes que habían luchado por la independencia de Cuba –cifra que infló para evocar a los espartanos de las Termópilas– y ahí estuvo rozando la exposición del agravio, pero nada. Calladito. ¡Gracias, Josep!

Gracias por no echarnos en cara que mientras esos 300 catalanes luchaban en las tropas mambisas, los catalanes se dejaron 3.803 muertos en la guerra de 1895-98. Luchando por España. Por la Corona. Por la permanencia del régimen colonial.

Según el recuento del historiador Raúl Izquierdo, los muertos catalanes fueron 1.090 de Barcelona, 746 de Gerona, 705 de Lérida y 533 de Tarragona. En conjunto, un 60 % de los catalanes enviados a pelear en Cuba se dejaron la vida y el bueno de Carod se lo calló y pasó de exigirnos que pidiéramos perdón por tanto catalán muerto por la Cuba española.

Por cierto, de entre los que volvieron con vida después de la guerra, fue especialmente bien recibido cierto Manuel Bringué i Sanfeliu, a quien el alcalde de Barcelona premió con un reloj de oro por haber participado en la escaramuza que acabó con la vida de Antonio Maceo. Tampoco de él se dijo palabra.

Lo dicho: mejoran a ojos vistas: sólo tienen palabras bonitas.
Jorge Ferrer. Escritor y traductor. Escribe desde Barcelona, España
Publicado en: El Tono de la Voz | Actualizado 08/07/2009 16:05

dimecres, 1 de juliol de 2009

tertúlia literària 02 juny 2009 18º tertúlia

Cuentos

Cuentos de Antón Pávlovich Chéjov: TRADUCTOR José Muñoz Millanes

Editorial: Pre-Textos

Año publicación: 2007

Quan ja portem unes quantes lectures i resums de les tertúlies em trobo que encara que tinc la lectura com una passió en Chejov es un autor en maiuscules i un geni

Son 60 relats on utilitza tots els personatjes de la vida on riuen pateixen canten ploren ,entres a la pell dels personatges

No vaig poguer anar a la tertulia del dia 2 de juny pero la Montse Otzet va fer un petit resum dient que La tertúlia va anar bé i a tothom li va agradar molt el llibre.

Ella ve ser l'única que esperava una mica més, no en el que fa referència a l'escriptura, que segons ella es magnífica i recrea molt bé les atmosferes i personatges, sinó a les històries. Jo com ella haig de dir que tampoc havia llegit res de Chejov sols he vist les obres de teatre .

Els protagonistes d´aquest contes sembla que el seu futur ja estigui escrit , es troben fustrats de no poguer canviar-lo derrera de cada historia hi ha patiment pero tambe esperança

Els relats son tristos a vegades aburrits i depresius,començen els seus relats , de cop, no es cap moralista sembla que la seva materia prima sigui la realitat.

La propera tertúlia però ja donem per bó que serà el dia 7 de Juliol.

19 º TERTULIA amb el llibre :

LLibre: Un dia en la vida de Ivan Denísovich de Solzhenitsyn.

dissabte, 6 de juny de 2009

La ternura de los lobos

Tertúlia literària 5/maig/2009 ,16 tertúlia de la segona temporada

Desprès del llibre d´Ana Maria Matute que varem tenir l'honor de tenir la seva presencia es va decidir llegir una novel·la negra, no n'havia llegit cap a les tertúlies,

Aquesta vegada érem 7 i la MONTSE , vuit tertulianes que coincidim molt en els conceptes .



La ternura de los lobos de Stef Penney Editorial Salamandra,

Traducción de Ana María de la Fuente. Madrid, 2009. 448 páginas. 19 euros.

Com que la Montse no havia acabat el llibre no podíem explicar el final que per mi va ser sorprenen, no me'l esperava,en la desaparició de les nenes Seton en el començament de la novella ,l'escriptora fan un bucle i les fa sortir al final

Una novel·la d'intriga que segueix les regles del gènere d'aventures plena de personatges aventurés i grans extensions en paisatges del nord del Canadà ,gossos llops, neu i molta fred , els hiverns son extrems, plens de misteri i risc, es complicat viatjar a l'any 1867 i mes quan es camina per llocs tan i tan inóspids

El llibre "La ternura de los lobos" son moltes veus que poden provocar confusió al lector però un cop les ordenes es una novel-la molt amena que comença amb un assassinat, trencant axis la calma del poblat de Dove River on viuen un grup de pioners escocesos en el nord-est de Canadà,tots els personatges tenen motius per investigar la mort d'un home ,......una mare, que eixís vol exculpa el fill aquest personatge femení el vaig trobar molt interessant es el qui que ens parla en primera persona, també hi ha els homes de la poderosa empresa Hudson Bay que son els que tenen el monopoli del comerç de pells,el senyor Parker que vol el tresor Sturrov recuperant axis la seva reputació

L'estil es ràpid i els capítols curts.-En la trama central ja una sèrie de histories paral·leles ben explicades també per una veu narradora anònima,

jo vaig veure en el personatge de la mare a la pròpia autora .que es allibera axis de les seves pors al costat d'en Parker, un mestís de mare mohawk , hi ha un moment en la novella molt bonic que es on en Parker i la senyora Ross observen junts un llop i ella descobreix com va desapareixen les seves pors.

el perquè del títol de la novella també va ser discutit a la tertúlia dons uns dèiem que els llops eren els personatges descrits en el relat que son esquerps i que es tornen tendres, altres deien que eren els llops que desprenen la tendresa

He buscat en el google qui son els mohawk trobant :

Los mohawk (comehombre o bien de makwa lobo, símbolo de su tótem) son un grupo de la Confederación Iroquesa autodeclarados como nación.

Ellos se denominan Kaniengehaga gente del lugar del pedernal. Vivían en el valle del Mohawk, cerca del lago Ontario, ocupando tres villas en el actual Schenectady. Hoy en día ocupan las reservas de Sant Regis (Nueva York), Oka, Kanesatake y Kahnawake (Quebec) y algunos en Brantford y Bay of Quinte (Ontario).

LECTURA PER LA PROXIMA 17 TERTULIA DEL DIA 2/06/2009

LOS CUENTOS DE CHEJOV

diumenge, 31 de maig de 2009

DE JUNIO D1 DE JUNIO 2009, MOVILIZACIÓN GENERAL EN INTERNET


PRIMERO DE JUNIO MOVILIZACIÓN GENERAL EN INTERNET
Llamamiento al gobierno cubano y al mundo

Pedimos a todas las personas e instituciones defensoras de los derechos civiles en el mundo que contribuyan, y llamamos al gobierno cubano a:

-Liberar a los presos políticos en Cuba

-Levantar las prohibiciones que impiden a los cubanos entrar (a) y salir de su país

-Levantar las prohibiciones de acceso a Internet para los cubanos

dissabte, 16 de maig de 2009

los mares del miedo , Antonio Gomez Rufo

Los mares del miedo es un claro ejemplo de un homenaje a Cervantes , una novela histórica que transcurre en un Madrid de los años 1576-1616, año en que muere Cervantes , homenaje que le va haciendo el autor a lo largo del relato ,escrita en primera persona en la voz del ahijado de Don Fernando médico y sanador de almas .
Hay mas homenajes al gran escritor uno de ellos es el hacerle leer el Quijote al hijo de su gran amor Clara ,.
Casi al final de la novela el dia 23 de abril del 1616 nace una niña ,fecha de fallecimiento de Cervantes, del misma manera que Antonio Gomez Rufo escribe Los mares del miedo empezando por el final
Larga y documentada, es una novela circular que nos hace reflexionar, con la metáfora que indica que el final es el principio de la vida ¿ de otra vida ¿
narración de intriga en un Madrid monárquico con un FelipeII y un Felipe III, y como no se podia obviar también la Inquisición, .
Os lo recomiendo encarecidamente .

dilluns, 4 de maig de 2009

Ana Maria Matute escrito por Enrique Sentis abril09

“Paraíso inhabitado”. Apuntes y evocaciones de una tertulia con Ana María Matute.

“todos los escenarios de la memoria están habitados por un rostro” (Felix de Azúa).

Vi por primera vez a AM Matute hace más de diez años en la puerta de la Clínica Quirón de Barcelona. Acompañaba, ese día, a mi madre a una consulta médica.

Mamá y AMM se saludaron cariñosa y efusivamente. Conversaron durante unos minutos con una familiaridad que solo puede mostrarse en los encuentros de dos personas que se han conocido durante su niñez o adolescencia y que el paso del tiempo y de una vida no han adulterado: los reconocemos por el nombre propio , que oímos y leímos hasta la saciedad y que permanece despojado de toda referencia social , como entonces, y por la mirada, “la puerta del ser” ( Hiri Hudvest ) , que apenas cambia hasta nuestra muerte.

Algunos meses antes de nuestro encuentro literario la vi en televisión, en el programa “saló de Lectura” donde la entrevistó Manzano y en la que, junto a otros contertulios presentaban su último libro “Paraíso inhabitado”. Me cautivó su hablar pausado sigiloso, con un castellano de gran pureza y simplicidad como si andará de puntillas sobre él y con una aparente candidez en sus palabras que solo tienen los grandes lectores , “los leones” que diría Fernando Savater, de cuentos: casi cualquier tema que trataba en la entrevista estaba revestido de un halo mágico y de una picardía que yo no había visto ni oído desde mi infancia.

Su palabrear, sus formas y gestos, me recordaron a un viejo maestro de mi infancia escolar de esos que no tienen una materia concreta que enseñar y que son utilizados como comodín para impartir materias “secundarias” .Después de comer nos explicaba cuentos en el jardín de la escuela,(¡Que belleza estar al aire libre y que te cuentes historias!) de reyes, príncipes y princesas , que se convirtieron en un rito:”los casos del Sr. Cervera”.

Aquellas historias nos capturaban de tal modo que no podíamos dejar de prestarle atención porque estaban impregnadas de misterio e intriga. Creo que aprendimos más a escuchar y a expresarnos con él que en todas las clases de gramática de aquel año. Aún recuerdo mi sorpresa cuando al ver “Hamlet” por primera vez reconocí uno de sus “casos” y pensé:”¡Anda pero si es la historia del príncipe de Dinamarca que nos explicaba el Sr. Cervera!”.

De la tertulia con Manzano en “saló de lectura” se quedó grabada en mi memoria una frase que citó AM Matute , que es un cita de “Paraíso inhabitado”: “Tal vez la infancia es más larga que la vida” Estas palabras, junto con el enigma y el misterio que me provocó el titulo de la novela me cautivaron, me hechizaron y durante unos días fui dándole vueltas a su sentido.

¡Es cierto, en nuestra alma infantil, en nuestro mundo de pulgarcitos no tenemos límites!: el tiempo se extiende sin horizonte, un verano es un siglo, creemos que nuestro universo familiar, social es inmodificable y perdurable y la muerte, sencillamente no existe. Vivimos en una inocencia que tiñe de eternidad nuestras percepciones. Hasta que de golpe, bruscamente, un suceso: la muerte de uno de nuestro padres, el exilio, la ruptura o el final de un gran amor infantil o adolescente le dan la estocada final, la herida de muerte a un universo amurallado, que tal vez estaba ya extinguiéndose y que hasta entonces permanece protegido del mundo de los “gigantes” (es el calificativo que les da a los adultos Adriana la niña protagonista de “Paraíso Inhabitado”).

V. Nabokov se refiere a ello en su libro de memorias “Habla Memoria” cuando dice: “Cierta sensación de seguridad, de bienestar, de calor veraniego empapa mi memoria. Aquella robusta realidad convierte el presente en un fantasma; El espejo rebosa de luminosidad: un abejorro acaba de penetrar en la habitación y choca contra el techo. Todo es tal como debería ser, nada cambiará jamás, nadie morirá nunca”).

La tarde de la tertulia en la Librería Bernat , cuando yo llegue A.M. M .estaba sentada en uno de los sillones de mimbre que Montse la dueña de la librería y organizadora del acto , tiene en la entrada a modo de pequeño recibidor. Se había ya acomodado al lugar y estaba conversando, con un whisky en la mano, con algunos de los contertulios entre los que estaba Marta, a quien Montse le había encargado traer a AMM de su domicilio a la librería. Marta me confesó que en la conversación previa que habían mantenido durante el trayecto en el coche había advertido a AM M que el culpable de que la tertulia de ese día 14 de abril,- por cierto, fecha de la proclamación de la 2ª república en España en 1931 y escenario de los primeros capítulos del libro y de la infancia de la autora -era yo por haber propuesto su lectura. También le puso en antecedentes respecto a quien era mi familia y creo que no le costó mucho a AM M situarme.

Después de mi presentación la saludé y le dije: soy uno de los hijos de Margarita. Su rostro se iluminó y me respondió:”¡Margarita. Cuando nos conocimos en el colegio, tuve la impresión de que venía de un mundo muy diferente al nuestro!

El comentario sobre mi madre de adolescente me produjo un sentimiento de nostalgia y a la vez de curiosidad. Esa curiosidad que solo despierta aquello que nos cuentan sobre la vida de nuestros padres del periodo anterior a que lo fueran. Las referencias que yo tenía me ayudaron a imaginar que quería decir con sus palabras… “venía de un mundo muy diferente al nuestro”: el origen francófono de su padre, su estancia durante la guerra civil en un pueblecito de la costa azul, su “modernidad” en la forma de vestirse, su desenfado en la forma de comportarse……

El universo infantil de la protagonista de la novela repleto de episodios, referencias y de recuerdos familiares y las palabras de AMM sobre mi madre me provocaron, desde el inicio de la tertulia, una inmensa ternura hacia AMM en el que se mezclaron la historia de Adriana , la protagonista del libro y algunos retazos de mi memoria sentimental. La historia construida en “Paraíso Inhabitado” desvelaba con precisión algunos recuerdos y las emociones asociadas a ellos, como esos descubrimientos de mosaicos griegos que ocultan pinturas que, al estar protegidas de la intemperie, conservan toda la intensidad de sus colores.

Nada más iniciarse la tertulia Montse le preguntó a AMM si su libro era autobiográfico. Respondió que no, salvo algunos episodios (el episodio del cuarto oscuro, un vecino ruso que tuvo en su infancia) y a continuación añadió, en un tono entre juguetón y provocador: ”De todas formas aunque no sea así siempre el escritor está en una de sus novelas”.

El libro relata dos episodios bellísimos con un poder poético altísimo.

El primero de ellos es la descripción de la cocina de la casa de Adriana:

”Había un gran desconcierto, un desorientado y desapacible ir y venir creciente, desde el corazón de la casa: la cocina. Allí donde se narraban cuentos, se desvelaban historias familiares, y se cobijaban secretos mal tapados: un enorme corazón latiendo, una llama infatigable desde antes de que yo naciera. Ecos de un fuego, que aún crepita en episodios familiares, gaceta diaria de sucedidos domésticos, todos envueltos en humo de pucheros, cazuelas y toda clase de suposiciones, rencores y, acaso, de vez en cuando, alguna esperanza o una chispa de amor”.

El fragmento sobre la cocina me produjo el “efecto mosaico griego”: Casi todas las dependencias del servicio doméstico (que era su territorio pero también el de los niños) están vinculadas a muchos de los recuerdos de mi infancia.

Al regreso del colegio el máximo placer era, con la merienda a cuestas, adentrarse en el cuarto de la plancha y escuchar las conversaciones de las criadas mientras, como u sonido de fondo, la radio permanecía encendida. El olor de a ropa limpia, con la plancha caliente y el agua destilada, los diálogos sobre los amores y desamores de aquel grupo de mujeres, los comentarios de las cartas que recibía Elena Francis en su programa radiofónico permanece vivo en mi recuerdo. Te sentías arropado, protegido aunque no comprendieras demasiado que les ocurría a aquellas mujeres (como le sucede a Adriana cuando las tatas hablan de los bandidos”) que necesitaban compartir los demonios del amor. Quizás ya entonces, en el deseo infantil por escuchar y dejarse envolver por aquellos encuentros domésticos, se encuentra uno de los orígenes de mi elección profesional.

La cocina, la habitación de Adriana, son los territorios de la infancia Creo que la novela de AMM es sobre todo una historia de territorios: en los espacios físicos, delimitando que territorio es el de los adultos (los “gigantes”) y el de los niños y que solo puede cruzar Adriana en paseos nocturnos clandestinos. También las alfombras son el territorio de juego de los niños en los cuales se sienten arropados y protegidos (“menos mal ahora ya sabe que hasta la alfombra le quiere y le arropa” piensa Adriana refiriéndose a Teo el sirviente de su vecino y cómplice de juegos Gavri).

Pero también es un relato de fronteras: las que delimitan el mundo infantil de el de los adultos, del tránsito de la infancia a la adolescencia………..

Otro de los bellísimos fragmentos de libro es el que describe un paseo por el parque (que fácilmente es reconocido como el Retiro de Madrid) el día de Navidad de Adriana , cogida de la mano de su padre, en silencio y comunicándose con leves apretones de manos.

La lectura del paseo provoca una ternura y un amor inconmensurables. Creo que ni el mejor psicoanalista infantil del mundo, que intentara transmitir que siente una niña de 5 años hacia su padre, no lo podría superar. Alguien le preguntó si el episodio tenía relación con algún acontecimiento real. AMM respondió.” Yo adoraba a mi padre, le quería muchísimo” y añadió que el episodio estaba vinculado a un paseo por el parque con su hijo, cuando este era un niño.

En la creación literaria de este episodio algo se anuda, se enlaza, que es “real” (el amor a su padre y el paseo con su hijo) para que en la ficción AMM creara un relato, que cobra vida propia como si se tratara de un cuento dentro de la estructura de la novela:”Conservo un recuerdo tan vivo de aquel parque, de aquel lento, largo y callado paseo por senderos flanqueados de blancura suntuosa, que nada podrá borrarlo de mi memoria. Despacio, muy despacio, sabiendo que nadie estaba esperándonos para incorporarnos a sus días llenos de sobresaltos y vacios, sin apenas transición……..”Creo que nunca, ni antes ni después, he mantenido con nadie una conversación más íntima, más explícita. Ni tan bella. Aquel paraíso solitario, aquel hombre y aquella niña solitarios, aquel parque solitario, aquel vagar sin rumbo y aquel silencio….”.

“La ficción literaria no es verdad o mentira- decía en una entrevista en el País creo que J. Marse-sino una revelación, mediante lo simbólico de lo que la realidad esconde”.

La lectura del paseo por el “parque de papá “(así le llama Adriana ya adulta al Retiro) me cautivaron, me envolvieron de tal forma que tuve la necesidad de releerlo varias veces. El texto provocó que quedaran fijadas en mi mente palabras como: “Lento y callado paseo”,…….”despacio, despacio”,” paraíso solitario” y pensara:”¡Claro, todos desearíamos que los instantes de felicidad,(AMM dice que es “esa palabra que no debe pronunciarse”) se detuvieran en el tiempo, fueran atemporales perdurables sin límite. La recreación de esos instantes mágicos del pasado quizás estén en un rincón de nuestra memoria y así nos permite esquivar el tiempo, hacerle un guiño seductor para que, como sucede con la ilusión óptica de un espejismo, esas escenas del pasado se conserven como una oasis en un desierto.

Más tarde pensé si tenía un recuerdo de mi madre, que mi memoria tuviera guardado en ese rincón mágico y aislado. Me encontraba, de nuevo, bajo el “efecto del mosaico griego” que había provocado el texto de AMM y las pinturas ocultas comenzaban a desvelarse y mostraban todo su esplendor.

Una mañana de agosto cuando tenía 11-12 años , me había levantado temprano y después de bañarme en el mar vagaba ,en traje de baño y con el torso desnudo, por la casa de mis padres en Port LLigat ( Cadaqués).Hacía un día espléndido: lucía un sol que a esa hora calienta, acaricia y el mar estaba en calma, (“despacio, despacio”….) inmóvil como la superficie de un lago. Cuando me acerque a la orilla, junto al embarcadero donde atracaban las barcas mallorquinas, llegaron, sigilosa y silenciosamente tres cisnes que aprovechando la placidez del mar se habían acercado hasta nuestra casa.

Mi madre, que era madrugadora, (siempre he creído que el placer por el despertar matinal me lo transmitió ella) me vio y me sugirió darle de comer trozos de pan a los cisnes . Mientras ella, cogió una pequeña cámara fotográfica que había comprado con mi padre no recuerdo bien si en Alemania o en algún otro país europeo y comenzó a disparar. Todavía conservo las fotos en un álbum que confeccionaba nuestra madre, a cada uno de sus diez hijos, en los que colocaba con es esmero y cuidado todas las fotos que recopilaba desde nuestro nacimiento.

Recuerdo con precisión cada uno de los detalles de esos instantes que efectivamente, están en mi memoria como detenidos en el tiempo: la luz matinal y la placidez del mar, el contacto de mi piel con la leve brisa del mar y del calorcito solar, la silenciosa llegada de los cisnes, mi madre dedicada a mí, algo excepcional en una familia tan numerosa que obligaba a compartir a mamá con otros “enanos”,…….todo ello creo, una sensación de intimidad, de complicidad, de ternura y de sensualidad que ha quedado en mi memoria como una pintura que incluye casi todo lo bello, que me transmitió mi madre:la pasión y el amor por el mar, por los baños matinales en verano, el placer de nadar y zambullirse en el agua para sentir el silencio de la profundidad. El día de después de la muerte de mi madre no pude evitar acercarme al mar, de madrugada y zambullirme en él…….Quizás como Adriana con el Retiro a la playita donde mi madre me hizo las fotos la llamaré a partir de ahora “La playa de mamá”.

Esta narración, este libro de AMM, bello, sugerente, cautivador, más que un libro sobre la infancia de una niña es un libro sobre la infancia con mayúsculas personificada por Adriana .Su imaginación y su fantasía son sus refugios porque no se siente aceptada por los adultos: un niña que necesita crear un paraíso , un universo en el que un unicornio de uno de los cuadros del salón de su casa vuela para entrar en un paraíso pero…… no lo consigue…. “Porque está vacío, porque nadie entró nunca antes, ni nadie entrará después” . (del cuento del “Rey Cuervo” de los hermanos Grimm ).Un paraíso inhabitado inaccesible e inescrutable para los “gigantes”.

Enrique Sentís Hortet abril 09

divendres, 1 de maig de 2009

ENTREVISTA A Teresa Dovalpage Sobre el conjunto de su obra

ENTREVISTA A Teresa Dovalpage Sobre el conjunto de su obra Para Anika entre Libros

Por Joseph B Macgregor y Marta Farreras

Teresa Dovalpage es una autora cubana, aunque reside actualmente en Estados Unidos y tiene un doctorado en literatura latinoamericana por la Universidad de Nuevo México. Ha publicado tres novelas: A Girl like Che Guevara (2004, Soho Press) y Posesas de La Habana (2004, PurePlay Press), en Estados Unidos, y Muerte de un murciano en La Habana (Anagrama, 2006, finalista del premio Herralde) en España, así como artículos y cuentos en Hispanic Magazine, Latina Style, Hispanic Culture Review, Rosebud, Latino Today, El Nuevo Herald y Revista Baquiana. También ha estrenado una obra de teatro, La hija de La Llorona, basada en un nuevo mito mexicano. Acaba de ganar el concurso Rincón de la Victoria con su novela corta El difunto Fidel, que será publicada por la editorial Renacimiento este año. Su página web es www.dovalpage.com.

Teresa es una escritora relativamente desconocida en España pero algunos pudimos descubrirla gracias a su novela editada por Anagrama MUERTE DE UN MURCIANO EN LA HABANA que fue finalista del Premio Herralde. En su último libro, POR CULPA DE CANDELA, no publicado en España, reúne una colección de cuentos cortos, rápidos, divertidos y muy ágiles protagonizados por gente de su país que viven en fuera de Cuba o que quieren salir de la Isla para encontrar una vida mejor.

MF: ¿Cuándo empezaste a escribir?

TD: Desde que era adolescente me entretenía emborronando cuartillas. Y cuando me modernicé, seguí tecleando en una Underwood del año del ruido. Siempre he sido muy empollona (en Cuba diríamos comelibros) y como tampoco había muchos opciones para divertirse en La Habana de los ochenta, pues empecé a escribir desde entonces. Unos cuentos horribles, según mi madre.

MF: Uno de los autores que más han influido en tu obra ha sido el cubano Pedro Juan Gutiérrez, pero aparte de él ¿qué otros has tenido presente en tus novelas o cuentos?

TD: Mis autores favoritos son de la madre patria: Galdós y Clarín. De hecho, LA REGENTA es mi libro favorito, podría hasta recitarte algunos fragmentos de memoria. El estilo, la sandunga de estos dos españoles me encanta, y soy tan, pero tan fresca, que estoy escribiendo mi propio “final de LA REGENTA.” Mientras don Leopoldo no resucite para entrarme a bien merecidos escobazos…

MF: ¿Cual es la técnica narrativa que más dificultades te crea o la que crees que necesita más trabajo por parte de un escritor: la creación de personajes verosímiles, la estructura, el diálogo quizá?

TD: La estructura, definitivamente. Al revisar un manuscrito que había terminado hace varios meses me di cuenta de que tenía dos historias dentro de la trama; dos hilos argumentales y un batiburrillo de personajes que no tenían por qué aparecer juntos en la misma novela. Después de una buena revisión, ésta se convirtió en dos y hasta me sobró material para un cuento.

JBM: ¿Por optas casi siempre por narrar en primera persona tanto en cuentos como en novelas?

TD: Hum....la verdad es que no había pensando en eso. Escribo como “me llega” el argumento. Pero los dos manuscritos en que se convirtió la novela de marras están narrados en tercera persona, igual que MUERTE DE UN MURCIANO EN LA HABANA. Y como lectora, prefiero leer algo narrado en tercera persona también. Chico, ¡buena pregunta! Me ha puesto a pensar…quizá he abusado demasiado de la primera persona, tendré más cuidado con el asunto a partir de ahora.

JBM: ¿Y cómo resuelves tus bloqueos creativos?

TD: No padezco de bloqueos creativos. Tengo en la cabeza más historias de las que alcanzo a escribir. Algunas serán buenas, otras regulares y otras malísimas, sin dudas, pero ideas me no faltan.

MF: ¿Qué piensas de los concursos literarios en el ámbito de la lengua hispana?

TD: Hombre, pues ahora que acaban de avisarme que gané el de novela corta Rincón de la Victoria, ¿qué te voy a decir? ¡Magníficos! Que hay que seguir mandando manuscritos a cuanta convocatoria se abra. Adelante con los faroles…

En serio, creo que son una tremenda oportunidad para darse a conocer. Por otro lado, cuando una novela se publica en condiciones “normales” está en competencia con un montón de títulos en cuanto a atención de los lectores y publicidad. Pero cuando se gana un concurso (grande o chico, no importa) se recibe una difusión especial y una cobertura que no es nada desdeñable.


MF: ¿Son un recurso válido para escritores desconocidos?

TD: ¡Sí, definitivamente! Disculpa por ponerme de ejemplo, pero cuando MUERTE DE UN MURCIANO quedó finalista del Herralde a mí en España no me conocían ni las moscas. Sólo había publicado una novela en español aquí en Estados Unidos (POSESAS DE LA HABANA) y otra en inglés (A GIRL LIKE CHE GUEVARA), pero nada del otro lado del charco.

JBM: ¿Qué características esenciales piensas que te definen como narradora?

TD: Me gustaría pensar que el buen manejo del lenguaje y cierto sentido del humor, el choteo criollo.

JBM: Me llama la atención lo bien que sabes conjugar ternura y sensibilidad con episodios en donde lo escatológico está presente…

TD: Gracias. Eso lo aprendí de mi progenitora, que igual me llama cabrona chiquita que me da un beso y me dice maravillas, al estilo de las madres de hijos perdidos en novelas decimonónicas.

MF: Sobre el cuento como género hay disparidad de opiniones: hay quien considera que es un género menor, mientras que otros opinan que la novela es un género fácil y que el relato es más meritorio ¿Cuál es tu opinión a ese respecto?

TD: Es difícil de contestar esta pregunta. Desde luego, una novela, incluso una novela corta, lleva más trabajo que un cuento. Toma más tiempo y energía. Pero un cuento, para que sea bueno, debe también cumplir una porción de requisitos (economía de lenguaje, final impactante) que tampoco se logran en un par de horas de escritura. Entonces, me parece injusto comparar los dos géneros en cuestión de méritos, es un poco como lo de poner en el mismo saco peras y patatas.

JBM: Sé que eres muy poco partidaria de hablar de política y que te defines como apolítica, sin embargo en muchos de tus cuentos si reflejas la realidad de las gentes de tu país ¿No es una forma de hacer política?

TD: Sí, por supuesto. Y soy la primera en decir que no me gusta el gobierno de mi país, por eso me largué. A lo que me refiero con esa afirmación es a que no me agrada meter la política a pulso dentro de una obra literaria. Creo que fue Celia Cruz quien dijo que cuando la política entraba por una puerta, el arte se iba por la ventana. (Y acabo de citar a mi personaje de “¿Corruptora de menores, yo?”) Bueno, espero que la cita de Celia Cruz, sea verdadera. Respondiendo a tu pregunta, sí, la escritura es una forma de hacer política, pero no de empujársela a los lectores por la garganta como si se tratara de un purgante.


JBM: Por otro lado, a veces tus personajes protagonizan situaciones

escatológicas en mitad de un acto patriotero. Destaco en ese sentido el momento en el cual Teo va en su bicicleta, con mucha prisa, y detiene su carrera porque un acto en honor de Elián, el famoso niño que fue devuelto a Cuba, le impide el paso. Los discursos de los que participan en el homenaje se mezclan con las ganas imperiosas de hacer de cuerpo de Teo (expresadas a través de lo que está pensando en ese momento), dando lugar a una situación angustiosa pero realmente muy divertida. Y hay algún otro cuento en lo que esto también ocurre.

TD: Cuando escribí esa escena de MUERTE DE UN MURCIANO, te confieso que no puse las ganas de hacer de cuerpo (me encanta esa manera tan española de decirlo) junto al acto político con intención. Los actos políticos duran tanto que no es raro que una sienta la necesidad de defecar u orinar en medio de ellos —a mí me pasó un montón de veces allá en La Habana. De modo que esa escenita sólo tenía el propósito de acentuar el realismo de la historia. Pero ya luego me di cuenta de que podía sacársele más jugo a la situación y se me ocurrió mezclar los parlamentos y lo que pasa por la mente del personaje para enfatizar el efecto.

JBM: Tanto en MUERTE DE UN MURCIANO… cómo en algunos de los cuentos incluidos en POR CULPA DE CANDELA (“¿Corruptora de menores, yo?”), está muy presente la zarzuela ¿Por qué razón?

TD: Es que me encantan las zarzuelas, desde niña. Me abuela se pasaba la vida cantándolas y tenía una colección de discos antiguos: La revoltosa, La viuda alegre, Los gavilanes… Yo terminé aprendiéndomelas de memoria, a ver qué remedio me quedaba. La última vez que estuve en España me zumbé a un FNAC y compré un montón de CDs de zarzuelas. Recuerdo que la chica de la caja me miró con mucha curiosidad.

JBM: También algunos toman como una excusa una canción “Si a tu ventana viene una paloma” o son un homenaje al cine (La virgen se llama Juana" / Arsénico y encaje antiguo).

TD: Sí, es divertido enredar canciones en los textos. Y las viejitas de Arsénico… siempre me han estado rondando. Yo sabía que se me meterían en un cuento cuando menos me lo esperase.

Hace poco, leyendo un libro magnífico, CUBA PER SE, una recopilación de entrevistas que Armando Chávez Rivera hizo a un grupo de escritores cubanos dispersos por el mundo, me llamó la atención el hecho de que para muchos de mis colegas y coterráneos escribir es un acto doloroso, casi de sufrimiento o penitencia. (Mi entrevista suena como la más superficial de todas, me temo). Pero lo cierto es que disfruto enormemente jugando con canciones, escenas de cine, de teatro, etc. en mis cuentos y novelas. Escribir es para mí un acto lúdico y lo disfruto todo el tiempo.

JBM: En POR CULPA DE CANDELA incluyes algunos cuentos en los que aparecen algunos personajes de MUERTE DE UN MURCIANO… (Maricari, su madre, Teo) ¿Estos relatos son anteriores o posteriores a la novela? Y si son posteriores ¿Por qué has vuelto a ellos?

TD: Originalmente eran parte de la novela. Pero terminé podándola de la infancia de los personajes para que quedase más compacta y fluyera mejor. Ahora, en cuanto se me presentó una oportunidad de poner los retazos en circulación, lo hice. Como decía mi abuela gallega (que sabía cómo lograr la más completa utilización de los cerdos): “hasta las orejas se usan.” No sé si será un buen axioma en literatura, pero en fin…

JBM: En “Literatura femenina”, otro de los cuentos incluidos en POR CULPA DE CANDELA haces una crítica mordaz a ese tipo de literatura pensada para mujeres.

TD: En realidad me burlo más de las “críticas” que se dedican a desmenuzar estas novelas que de las escritoras. Marcela Serrano es una buena autora, las que me llenan la cachimba de tierra son quienes se entretienen en disecar su obra.


JBM: De todos modos, me da la impresión de que practicas un feminismo muy sui generis ya que en muchos de tus cuentos o novelas parece que el peor enemigo de la mujer es la mujer, ya que con frecuencia se hacen faenas las unas a las otras, les engañan con sus novios o se estafan entre ellas.

TD: Es que soy partidaria del realismo. No completamente sucio, pero sí que se pueda tocar y hasta oler, si viene al caso. Eso de las amigas perfectas nada más se da en las telenovelas. Y como nunca he soportado los culebrones…

MF: Aparte de los que aparecen en POR CULPA DE CANDELA has publicado cuentos en la revista también electrónica Belascoaín y Neptuno que dirige Alexis Romay, otro escritor cubano ¿Qué ventajas y que inconvenientes encuentras en escribir para la red?

TD: No creo que haya ningún inconveniente en publicar en la red mientras el autor mantenga los derechos sobre los materiales publicados. Es una excelente manera de difundir la obra y de generar publicidad gratis. Varias personas me han escrito contándome que después que leyeron algo mío en la red fueron a comprar mis novelas. Es un recurso que hay que aprovechar, ya que está ahí a la mano y no cuesta nada. Alexis Romay me da cedido amablemente un espacio todos los viernes para publicar en su blog mis Esquinitas habaneras, una columna dedicada a rememorar alguna zona de la ciudad.


MF: Durante la época del boom latinoamericano los autores hispanoamericanos mezclaban en sus obras el realismo, la fantasía y la sátira. En el caso concreto de los cubanos incluían también porno/erotismo literario ¿Dirías que el erotismo es indispensable en tu obra?

TD: No, pienso que no. Aparece una escena erótica cuando corresponde a las peripecias de los personajes, pero no me parece indispensable que las tales peripecias terminen entre sábanas. Considero el erotismo un tema como cualquier otro, no un elemento imprescindible.

JBM: Escribes en ingles (A GIRL LIKE CHE GUEVARA, Soho Press 2004), háblanos un poco de esta faceta.

TD: Aunque me agrada la posibilidad de expresarme en dos idiomas y de llegar así a mayor cantidad de lectores, me resulta más difícil escribir en inglés, claro. En ese caso prefiero apoyarme en las descripciones más que en los diálogos, porque, aunque llevo doce años viviendo en Estados Unidos, siento que aún me falta un conocimiento completo del lenguaje vernáculo, del slang. Esa chispa es lo que hace un diálogo vivo, real. La ventaja es que si meto la pata en algo los lectores siempre le pueden echar la culpa a mi cubanidad (oh, ése es un giro isleño) y no van a pensar que se me trastocaron los cables lingüísticos.

MF: Pero ¿a cuantos idiomas han traducido tus obras?

TD: MUERTE DE UN MURCIANO se tradujo al italiano y lo publicará la editorial Guanda este año. POSESAS DE LA HABANA se está traduciendo al inglés. No por mí, pues aunque puedo escribir directamente en inglés a la hora de traducirme yo misma me hago un rollo.

MF: ¿Cómo explicarías la falta de traducción de otros libros tuyos en inglés?

TD: Pues no lo sé, pero por falta de interés mío no es…mira que fastidio a mis agentes para que me consigan traducciones.


MF: Divides tu tiempo entre la universidad y el escribir por lo que supongo que debes tener poco tiempo para leer, pero ¿cuáles son los escritores u obras que siempre te acompañan?

TD: Después de defender mi disertación doctoral y de graduarme ya tengo mucho más espacio para la lectura por el puro placer. Y ahora vivo en Taos, un pueblito precioso al norte del Nuevo México, un sitio tranquilo en el que me queda bastante tiempo para dedicarme a la literatura en todos sus aspectos. Como te decía antes, Clarín y Galdós siempre van conmigo a todas partes, hasta me traje ejemplares de sus libros de Cuba “por si acaso.” De los contemporáneos, me encanta Abilio Estévez, mi compatriota, a quien le hago un homenaje en una novela en que estoy trabajando ahora. También Álvaro Pombo, Mauricio Wiesenthal, Almudena Grandes, Rosa Montero... Y Pedro Juan, desde luego.


MF: ¿A qué tipo de libros vuelves siempre para releer?

TD: Como te decía antes, a cualquiera de las novelas de Galdós o de Alas, a LA REGENTA…

MF: ¿Crees que escribir sirve de valor catártico?

TD: A veces sí. Otras, de simple diversión. En mi caso suele tener más de regodeo que de catarsis. La mayoría de las veces se trata de situaciones inventadas que tienen muy poco, o nada, que ver conmigo.

EL DIFUNTO FIDEL, la novela corta que ganó el premio de Rincón de la Victoria era originalmente una obra de teatro. Rosario Vargas, la directora del Teatro Aguijón de Chicago, nos pidió a un grupo de autores tomar la idea del sueño americano que aparece en LA MUERTE DE UN VIAJANTE y ajustarla a las circunstancias de un emigrante hispano en Estados Unidos. Eso fue hace varios meses, cuando la crisis de las hipotecas estaba en su apogeo (bueno, todavía sigue el brete) y por eso se me ocurrió contar la historia de un agente de bienes raíces cuyo negocio se hunde con los últimos acontecimientos. Así surgió HASTA QUE EL MORTGAGE NOS SEPARE, que es el título de la pieza. Cuán catártica sea para los espectadores, eso no lo sé. Se va a poner en escena en mayo de este año.

MF: ¿Piensas que la literatura es la vida o por el contrario no es la vida aunque se inspire en ella?

TD: Bueno, no, la literatura no es la vida por más que se inspire en ella. Cuando yo tengo ganas de comerme un bisté con arroz congrí, por mucho que escriba sobre su sabor, su olor, las sazones que lleva… no se me va a quitar el hambre. Si no me levanto y me los preparo yo misma, me quedo con hambre aunque escriba veinte cuartillas.

MF: ¿Podrías avanzarnos algunos detalles de tus inminentes proyectos?

TD: Estoy terminando una novelita en que retomo a un personaje de POSESAS DE LA HABANA y lo mezclo muy frescamente con la Blanche DuBois de Tennessee Williams. La locura es un tema que me apasiona, quizá por aquello de que una debe escribir sobre los temas que conoce bien… Y la pasión por el teatro, que me transmitieron Rosario Vargas y Aguijón, es ahora parte de mi vida. Creo que ya nunca dejaré de escribir para la escena.